viernes 28 de enero de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

El municipio le reconoce $269.000 a la empresa Medio Ambiente S.A.

La empresa de limpieza de la ciudad estuvo implicada en “El circuito de la basura”. Formal objeción de la oposición en el Concejo Deliberante.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
30 de septiembre de 2006 - 00:00
La Municipalidad de la Capital giró al Concejo Deliberante un proyecto por el cual pide autorización para reconocerle a la empresa concesionaria del servicio de recolección de residuos y de limpieza $269.000 para que haga frente a la erogación que le significó a la privada el aumento de sueldos de su personal.

La empresa concesionaria, que estuvo implicada en el “Circuito de la basura”, reclama retroactivamente $37.429 desde abril de 2006; y una diferencia por un adicional no remunerativo de $ 8.964 desde noviembre de 2005. Todo ello con destino al pago de los incrementos salariales de sus empleados, lo que suma más de un cuarto de millón de pesos que la comuna consideró pertinente pagar.

Sin embargo, el expediente que ya obtuvo despacho favorable de la Comisión de Gobierno del CD, tuvo una observación formal realizada por el Bloque Justicialista que preside el edil Hugo Argerich, quien advirtió a sus pares del “despropósito” de avalar el pago y pide que sea girada a Comisión de Economía para un estudio más profundo.

El edil peronista cuestiona al director de Contaduría Municipal por avalar el pago, pero rescata el dictamen de la Fiscalía Municipal, que con la firma de Víctor Quinteros, recuerda que en el Acta Acuerdo de Renegociación aprobada por el intendente municipal, Ricardo Guzmán, “la contratista hace expresa renuncia a todo reclamo que pueda interponer en el futuro referido a indemnizaciones, gastos improductivos o cualquier reclamo económico que estimare corresponder desde la fecha de recomposición del precio del servicio y hasta su finalización de la prórroga del contrato”, y, además, destaca Argerich, el letrado comunal afirma que “los incrementos no deben necesariamente ser trasladados en forma automática y por todo el monto que significan en la estructura de costos”.

El concejal del PJ consideró que “efectivamente se pueden realizar las adecuaciones que tiendan a cubrir las incidencias salariales, pero tal como lo expresa en su dictamen del doctor Quinteros no necesariamente debemos reconocer en todas sus partes lo peticionado por la empresa”.

“Someter las arcas municipales a una erogación de tal magnitud es una medida totalmente irresponsable, por lo menos sin haberse efectuado los cálculos variables que permitan a la autoridad de ejecución tomar una decisión que sea equilibrada para los dos partes. Así como se encuentra redactado el convenio y el despacho de comisión correspondiente caemos en la reafirmación del principio del ‘Estado tonto’, sin reparar que Estado y Pueblo son la misma cosa”, advirtió.

“Resulta triste, preocupante, alarmante y hasta escandaloso tener que advertir que seguimos con la política de los empresarios pícaros y el Estado estúpido, que no repara ni se da cuenta de que acceder sin censuras a un petitorio como el contenido en el presente expediente no es otra cosa que admitir que la inutilidad y la negligencia son las banderas que se enarbolan en la presente gestión”, disparó en los fundamentos del escrito que presentó para frenar el reconocimiento financiero.
Temas
Seguí leyendo

Te Puede Interesar