de Washington

Protestas en las calles durante la asunción de Trump

Con bailes, banderas arcoiris y carteles de "No a Trump", decenas de manifestantes protestaron. Hubo corridas e incidentes aislados. Michael Moore y Robert de Niro en una gran protesta anti Trump.
viernes, 20 de enero de 2017 · 15:15

Grupos de manifestantes intentaron bloquear hoy en tono festivo, pero también de forma violenta, desde primeras horas de la mañana los accesos a los puntos donde el público pudo contemplar la investidura presidencial de Donald Trump y el posterior desfile.

Desde bien temprano, decenas de manifestantes de organizaciones de derechos humanos y de izquierda, entre ellas Black Live Matter (las vidas negras importan), se juntaron frente a varios puestos de control que permitieron la entrada a las celebraciones y, por momentos, lograron frenar la entrada del público.

Con bailes, banderas arcoiris y carteles de "No a Trump", decenas de manifestantes se concentraron en las entradas del público a los diversos puntos de la Avenida Pensilvania o la explanada del National Mall donde se puede contemplar la investidura.

Voceros de las organizadores dijeron que su intención era bloquear el ingreso de los simpatizantes del presidente electo Donald Trump, pero también tratar de demorar el inicio de la ceremonia de asunción, algo que no ocurrió.

"No forma parte de la democracia poner puestos de control, tenemos derecho a protestar de manera pacifica", gritaron los manifestantes, abucheados por los partidarios republicanos.

Embajada argentina

La zona cercana a la sede diplomática argentina en Washington fue el lugar elegido por el operativo de seguridad para montar el único ingreso a las celebraciones oficiales de la asunción de Donald Trump a quienes no poseían una entrada, lo que provocó que la nutrida fila de más de 100 metros de extensión de norteamericanos pro y anti Trump coincidieran y se cruzaran cánticos, chicanas y provocaciones, con la bandera argentina de fondo.

En medio de una jornada fría, en el que el termómetro apenas superó los 0 grados centígrados, centenares de personas se agolparon en el único ingreso habilitado para quienes no contaron con una invitación especial para participar de la ceremonia de asunción.

El ingreso al National Mall fue montado sobre la calle Pensylvannia, el lugar donde se ubica la embajada argentina en Washington, lo que convirtió a la sede diplomática en un testigo privilegiado de los cruces entre simpatizantes y detractores del magnate diplomático durante la espera para ingresar que se demoró y por momentos impacientó a los presentes.

Los carteles anti Trump son variopintos. Van desde los que acusan al nuevo jefe de Estado de "violador en jefe", e incluso instaban a "hacer juicio político y reemplazarlo", hasta los que lo definen como "el perro faldero de Putin". Las expresiones de rechazo se mezclan con las personas que fueron a brindarle su apoyo a través de otros carteles que señalan: "Trump resistí" y "Trump va a salvar a la Nación".

Así, con parte de su jardín afectado al operativo de seguridad, la embajada argentina quedó ubicada en el corazón del duelo entre adeptos y detractores.

Sin embargo, a excepción de algún momentos de tensión, el clima fue por demás distendido y estuvo signado por chistes y chicanas cruzadas entre los presentes.

"Gracias por el muro en México" disparó uno de los asistentes que claramente asistió para protestar por la asunción de Trump, a lo que un simpatizante del nuevo presidente le replicó: "de nada, y a vos gracias por Obama".

Los cruces y chicanas continuaban mientras que los norteamericanos de distintos signos políticos se iba alejando en la extensa fila de vallas que se pierden en el National Mall, el parque que une el Capitolio y la Casa Blanca.

Michael Moore y Robert de Niro

La oposición al presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, empezó a protestar contra él anoche en su ciudad natal, Nueva York, en una convocatoria que contó con el alcalde neoyorquino, Bill de Blasio, y estrellas como Michael Moore, Alec Baldwin y Robert De Niro.

También se congregaron frente al Hotel Internacional de Nueva York, propiedad de Trump, la cantante Cher, Mark Ruffalo, Julianne Moore, Rosie Perez, Marisa Tomei y Sally Field, entre otras celebridades.

El acto de protesta, al que -según los organizadores, asistieron entre 20.000 y 25.000 personas que desafiaron el intenso frío de la noche (madrugada de Argentina), dio inicio a una campaña de cien días de "resistencia pacífica" en las proximidades de otro ícono de Trump, la Trump Tower de Nueva York.

Muchos de los asistentes al acto, que se prolongó por unas dos horas, llevaban carteles que, entre otras cosas, decían "Nunca mi presidente" o "20 de enero de 2017, el día en el que murió la democracia".

Ante el hotel, De Niro amenizó la espera inventando "tuits de Trump" que "leía" ante el micrófono, hasta que se lo entregó al cineasta Michael Moore.

"Es un momento muy peligroso para Estados Unidos", declaró Moore en su discurso, donde además describió a Trump como un "sociópata".

"Pero con mucho trabajo de nuestra parte conseguiremos detener a este hombre. No durará cuatro años", remachó antes de llamar a la celebración de "cien días de protesta" contra su Presidencia.

También hablaron de Blasio, Mark Ruffalo, Julianne Moore, Marisa Tomei, Alec Baldwin y el reverendo Al Sharpton, informaron las agencias de noticias Europa Press y EFE.

Baldwin es famoso por su sátira de Trump, que disgustó mucho al inminente presidente de los Estados Unidos, en el programa Saturday Night Live De Blasio, una figura política muy crítica de Trump, animó a los participantes a iniciar una campaña de acción en los próximos cien días que se desarrolle en todas las ciudades del país.

Más de

Otras Noticias