lunes 9 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Fiscal pidió archivar la causa

Denunciante de un abuso sexual eclesiástico: "Solo pido justicia"

En enero, el Tribunal Eclesiástico tomó declaración a la víctima para comenzar una investigación.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
7 de mayo de 2022 - 02:10

En conferencia de prensa, un hombre de 32 años denunció públicamente haber sido abusado sexualmente por dos sacerdotes. Los hechos habrían sucedido entre 2002 y 2003, en La Paz, cuando era un niño de 12 años aproximadamente. Luego de haber mantenido oculto su secreto, a finales del año pasado decidió radicar la denuncia por estas agresiones sexuales sufridas cuando era niño. Sin embargo, la fiscal de la Sexta Circunscripción Judicial, Jorgelina Sobh desestimó la denuncia y ordenó el archivo. Los abogados de la querella, Ariel Díaz Sosa y Sebastián Ibáñez, se opusieron al planteo y anunciaron que el lunes impulsarían el jury de enjuiciamiento contra la representante del Ministerio Público Fiscal de La Paz. Gustavo, la víctima, denunció penalmente al sacerdote Eduardo López Márquez. Ayer, ante los medios, volvió a citarlo. El denunciante había contado que este religioso era amigo de la familia, dado que un pariente político también era cura. López Márquez y este familiar del denunciante eran amigos, por ello la cercanía hacia Gustavo y su familia. Esta situación habría sido aprovechada por el agresor.

Por entonces, el denunciante era un niño y no se animaba a contar lo que estaba sucediendo. Pensó que hablar con el sacerdote de la familia, a quien él conocía y le tenía confianza podía poner fin a esta situación. Sin embargo, el religioso, quien lo conocía de muy pequeño, al ver la situación de vulnerabilidad del chico, en vez de ayudarlo, también abusó de él.

No obstante, la denuncia solamente fue contra López Márquez porque el otro sacerdote falleció a principios del año pasado. Ahora, el denunciante pide que su causa no prescriba. “Solamente pido Justicia”, expresó.

Por su parte, los abogados Díaz Sosa e Ibáñez, quienes lo representan en la querella, anunciaron que el lunes realizarán un pedido de jury contra la fiscal de la Sexta Circunscripción Judicial, Jorgelina Sobh. En enero último, el Tribunal Eclesiástico quedó conformado por los sacerdotes Carlos Ibáñez, Julio Murúa y Diego Manzaraz. Así, se inició la investigación, con una audiencia. En esa ocasión, el denunciante declaró ante este Tribunal del clero.

“En los términos dispuestos en la normativa canónica, corresponde que tome intervención el Papa. Estamos esperando la resolución. Ya le tomaron la declaración sobre todos los hechos con lujos de detalles. Hasta el momento se hizo una pericia psicológica, que es una prueba determinante con relación a la existencia del hecho. Se solicitó la copia de la pericia, que nunca fue resuelta por la fiscal ni fue entregada. No nos comunicaron sobre el informe pericial de esa entrevista psicológica”, detalló el abogado Díaz Sosa.

“Se tiene que exponer a estos criminales sexuales y no a las víctimas”, remarcó el abogado Ibáñez. Conocida esta denuncia, la Red de Sobrevivientes de Abusos Eclesiásticos manifestó públicamente su apoyo para con el denunciante.

Además, atento que la fiscal Sobh habría manifestado opinión con la desestimación y pedido de archivo, los abogados de la querella estarían en condiciones de solicitar que otro representante del Ministerio Público Fiscal investigue la causa. “Tiene viciada su opinión. En caso de que la jueza de Control de Garantías de Recreo haga lugar a nuestro planteo, debería investigar otro fiscal. La fiscal Sobh ya no puede investigar el caso”, se aclaró.

“Estamos ante una gravedad institucional alarmante. De oficio, sin que nadie se lo pida, requirió la desestimación de la denuncia por gravísimos hechos de pederastía contra López Márquez. Pide que se archive porque está prescripta”, indicó Ibáñez. En este contexto, citó el antecedente de la Cámara de Apelaciones en lo Penal y de Exhortos en la causa contra el sacerdote Moisés Pachado. El letrado remarcó que con esta sentencia se dejó asentado que el abuso sexual en la infancia no prescribe.n

Seguí leyendo

Te Puede Interesar