miércoles 7 de diciembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Ortorexia

Qué es y qué riesgos conlleva para la salud

Ansiedad, estrés, culpabilidad, evitación y cambios en la conducta social, son algunas de las consecuencias.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

La ortorexia es uno de los trastornos de la alimentación más desconocidos, realmente perjudicial para la salud física y mental, que ocurre cuando el interés por comer sano se convierte en una obsesión.

Llevar a cabo una alimentación equilibrada y sana es fundamental para prevenir enfermedades y para tener un buen estado anímico, pero las personas que padecen ortorexia llegan a prescindir y a evitar cualquier alimento considerado poco sano, generando un deterioro psicológico y físico.

En este trastorno, se genera una fijación obsesiva por la alimentación, con recurrente y persistente preocupación por la comida. En muchos casos, dicha obsesión comienza por el deseo de llevar una dieta más saludable pero, esta necesidad y preocupación por la alimentación suele ir acompañada de una rigidez e inflexibilidad en la dieta.

Además, esta obsesión puede provocar patologías endócrinas, al suprimir determinados alimentos, como déficit nutricional por la carencia de vitaminas o minerales necesarios para nuestro organismo, alteraciones con la menstruación o pérdida de peso repentina.

Los especialistas sostienen que uno de los principales signos para detectar este trastorno es la preocupación constante por la comida. Por otro lado, la persona que padece ortorexia en realidad no sigue una dieta equilibrada, ya que elimina muchos alimentos y su alimentación es muy restrictiva.

Asimismo, aparecen sentimientos de autocastigo, restringiendo aún más el espectro de alimentos o haciendo ejercicio en exceso.

Cabe destacar que la mejor manera de abordar esta problemática es con prevención, con una educación nutricional desde fuentes fiables y evitando las informaciones poco rigurosas que se difunden a través de las redes sociales.

Lo más recomendable es seguir una dieta completa, equilibrada y variada, que incluya todos los grupos de alimentos.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar