viernes 17 de junio de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Jornadas Académicas de Interés Civil y Comercial

Se realizó en la primera Jornada Académica de Interés Civil y Comercial, en conmemoración a los 50 años de la Ley General de Sociedades.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
5 de junio de 2022 - 01:05

La jornada fue organizada por la Comisión de Derecho Privado del Colegio de Abogados y Abogadas de la provincia y, contó con la presencia de Ricardo Augusto Nissen (IGJ), José María Curá (UNA-UBA), Darío Hernán Ponce de León (IGJ), Rolando Crook (UNCA), Antonio Natalio Repele (UNCA), quienes durante la jornada realizaron sus diferentes exposiciones respecto de la ley de sociedades.

La Ley 19550 regula los siguientes tipos sociales: sociedad colectiva, sociedad en comandita simple, sociedad de capital e industria, sociedad de responsabilidad limitada, sociedad anónima, sociedad en comandita por acciones y la sociedad anónima unipersonal. Esta, fue sancionada el 29 de Julio de 1988 y promulgada el 19 de junio de 1988.

El 1° de agosto de 2015 entró en vigencia la ley 26.994 modificatoria de la antigua Ley de Sociedades Comerciales. Como primera medida esta modificación recayó sobre el nombre de la ley, pasó de ser una ley de sociedades comerciales a ser una ley general de sociedades (“LGS”).

En diálogo con Revista Express, José María Curá, disertante y profesor de la UBA expresó: “El eje es reconocer los 50 años de vigencia de la ley de sociedades, que antes era sociedades comerciales y desde la reforma del 2015 que abarco la modificación de los códigos y la ley de sociedades, hoy esa en una denominación genérica, como ley general de sociedades”, aseveró el profesor de la UBA y la UNA. En este sentido, el catedrático señaló: “La reforma, se trabajó con un modelo aparte para la ley de sociedades porque es un viejo sistema que está contenido en la ley 19550 y, dentro de esa ley esta la razón de ser de las sociedades, son reconocidas por la ley, tanto para una sociedad constituida para una persona como por dos o más”.

Curá, además de ser abogado, es escribano y destaca la iniciativa tanto del Colegio de Abogados, como el de Escribanos, al organizar esta capacitación. “Me pidieron puntualmente que hable sobre la ley, pero desde la perspectiva de los notarios, quienes al momento de autorizar persiguen seguridad, firmeza y la posibilidad de consolidar un contenido que no puede ser atacado con una negativa, ya que la escritura tiene relevancia desde la fe pública que permite operar con certezas”, explicó.

Por otra parte, Curá afirmó que el objetivo de la jornada es “atender cuales son las exigencias que nos impone hoy el sistema normativo vigente con las oportunidades que nos brinda y poder trabajar con estos formatos que establece la ley, que merecen ser repensados pero que están y mucho se puede hacer en ella”.

Por otra parte, Ricardo Augusto Nissen, Inspector General de Justicia, ratificó la necesidad y la relevancia de realizar controles de las sociedades, previos a la constitución. “Es importante, porque de esa manera uno puede advertir antes cuales son las instituciones que son constituidas con un fin que no está del todo claro. Entonces es más que importante que uno controle la legalidad y constitución de las sociedades”, ratificó.

Control

En referencia a los controles que se realizan desde Inspección General de Justicia, Nissen afirmó que el objetivo es controlar que no se constituyan sociedades que tengan como fin algún ilícito. “Cuando hay una sociedad sin objeto, ni capital ni se puede identificar el domicilio, eso no es una sociedad eso es una estructura falsa, que son usinas de delito”, afirmó. Por su parte, Ponce de León, expresó: “Nuestra mayor preocupación es que las sociedades que se inscriban sean realmente herramientas para la producción y el intercambio de bienes y servicios porque esa es la finalidad de una sociedad”.

En referencia a los controles que se realizan para las sociedades extranjeras que desena invertir en el país, manifestó que se vio un crecimiento en los últimos tiempos. “Si creo que hay que tener una nueva mirada al respecto, pero se deben controlar, ya que no puede dejar ingresar a cualquiera. Las sociedades comerciales incorporan capitales a nuestra economía y las reglas deben ser claras”, sostuvo Ponce de León. A su vez, ejemplificó: “Tuvimos una situación creo que, con unos inversores mineros, que no conocían la normativa y cuando le dijimos los requisitos para formar una sociedad en argentina, al día siguiente hicieron las modificaciones y presentaron todo nuevamente”. Finalmente concluyó: “Es muy importante tener las reglas claras en cuanto a la constitución de sociedades”.

Texto: Noelia Tapia López

Seguí leyendo

Te Puede Interesar