LA LEY DEL CONSENSO

Régimen Penal Juvenil

Hace tres años, el Poder Legislativo sancionó una normativa impulsada desde dos sectores.Así, se unificaron las propuestas de Marita Colombo y Cecilia Guerrero para crear un fuero especializado.
domingo, 5 de septiembre de 2021 · 01:09

En noviembre de 2017, la Cámara de Diputados, por unanimidad, dio media sanción a un proyecto presentado por las legisladoras Marita Colombo (FCS) –fallecida en mayo último- y Cecilia Guerrero (FV), para la Creación del Régimen de Responsabilidad Penal Juvenil. Con la aprobación de la Cámara baja, en agosto de 2018, la Cámara de Senadores dio sanción completa a la Ley Provincial 5544.

Desde 2006 a la fecha, hubo un importante cambio de paradigma, con la entrada en vigencia, a nivel nacional, de la Ley 26.061 de Protección Integral de Niños, Niñas y Adolescentes. El camino para la sanción de una nueva normativa en materia Penal Juvenil había comenzado a transitarse en 2012. Desde entonces, se habían presentado varias propuestas legislativas. En 2012, la Asociación Pensamiento Penal (APP) presentó unainiciativa que no llevó a ser analizada en el recinto de la Legislatura. También hubo otros proyectos, como la de los diputados con mandato cumplido Luis Andraca y Macarena Herrera y de las diputadas Colombo y Guerrero, que se unificaron. En Catamarca, en agosto de 2013 se promulgó la Ley Provincial 5.357 que protege a chicos y chicas, pero un Régimen Penal Juvenil todavía quedaba pendiente.

En la última sesión ordinaria, de 2017 los jueces de Menores –como por entonces se denominaba a este fuero- Fabricio Gershani Quesada y Rodrigo Morabito estuvieron presentes en el recinto. De esta manera, ante los legisladores, expresaron su opinión sobre la necesidad de contar con un fuero especializado. Era la primera vez que un juez –en este caso dos- tenía voz en la sesión legislativa. Ambos magistrados, por pedido de los diputados, se habían encargado de revisar y remarcar las observaciones necesarias a la propuesta que analizaba la Comisión de Legislación General de la Cámara baja.

Los jueces pusieron énfasis en la necesidad de un nuevo régimen para abordar a los adolescentes presuntos infractores y remarcaron que continúa en vigencia el Decreto Ley 22.278 de Régimen Penal de la Minoridad, sancionado en 1980, en pleno gobierno de facto. Pasados más de 35 años –en aquella oportunidad, hoy esta deuda tiene más de 40 años-, consideraron que hay una obligación moral de cambio. Al mismo tiempo, informaron que el índice de delitos de los chicos infractores no tiene influencia en la estadística criminal del a provincia. “Es difícil dar una respuesta penal a un niño y a la víctima”, comentaron.

A la vez, comentaron que un nuevo Régimen, “da una respuesta a una necesidad actual. Cuando un niño toca el sistema penal, queda manchado”. Por ello, solicitaron a los diputados “que lo aprueben con la mirada de la especialidad”, debido a que por la temática, se debe abordar con un trato y una respuesta distinta a la que se le da a un adulto. “La Provincia salda la deuda de la Nación y pone a los funcionarios detrás de la Ley” y, así, se resuelve una situación irregular, en beneficio de un grupo social vulnerable.

 

In memoriam

En septiembre de 2016, en una entrevista concedida a El Ancasti sobre la necesidad de consolidar el Sistema de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes, la diputada Marita Colombo había remarcado que Catamarca, pese a no tener un marco legal en materia penal juvenil, tiene un fuero especializado, "por el compromiso y conocimiento de los jueces de Menores”. Sin embargo, había considerado que era necesario contar con una ley específica.

"Se trabajó sobre el análisis de dos proyectos; uno es de mi autoría y el otro de la diputada Cecilia Guerrero. En ambos casos, además del análisis del proyecto, se hace un cálculo”, había explicado.

En su propuesta legislativa, Colombo había fundamentado que “el requisito de especialización es exigible por cuanto el joven o adolescentese encuentra en pleno proceso de maduración intelectual, emocional y moralno habiendo culminado su formación para la vida adulta, motivo por el cualen el Sistema Penal Juvenil debe priorizarse la educación sobre el castigo yprivilegiarse la aplicación del ius corrigendi ante el ius punendi. El principio de especialidad implica que los órganos judiciales (jueces, fiscales y defensores oficiales) se encuentren capacitados y tengan competencia específica para actuar cuando los delitos sean cometidos por personas punibles menores de 18 años de edad”.

Luego de seis años de presentación de propuestas y de análisis, el proyecto unificado de Cecilia Guerrero y de la recordada Marita Colombo se convirtió en Ley en agosto de 2018. De esta manera, la Ley de Creación del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil se convirtió en la Ley del Consenso.

 

 

Texto: Basi Velázquez

Otras Noticias