miércoles 1 de diciembre de 2021
9° Catamarca

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
El precio de la venganza

El precio de la venganza

Mi nombre (My Name, Corea del Sur, 2021) Creada por: Kim Jin-min y Kim Ba-da. Guion: Con Han So-hee, Park Hee-soon, Ahn Bo-hyun, Kim Sang-ho. 8 episodios. Miniserie original de Netflix. Apta Mayores de 16 años.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
21 de noviembre de 2021 - 01:00 Por Redacción El Ancasti

Traición y venganza son los temas centrales de esta miniserie coreana, creada por Kim Jin-min, director de otra atrapante producción como Extracurricular (2020), que también podemos encontrar en Netflix.
Historias de venganza hay muchas en el cine y la televisión, aunque las protagonizadas por mujeres no son la mayoría. 
Acá, sin embargo, tenemos un drama policial encabezado por Han So-hee, una joven actriz que viene del drama romántico y por primera vez se metió en el terreno de la acción y el thriller. 
Las expectativas caían sobre ella ¿Podría demostrar que estaba a la altura de semejante desafío? La respuesta es, sin dudas, un rotundo sí. No solo salió de su zona de confort sino que reflejó un personaje sólido en las escenas de pelea, sin usar dobles de riesgo y dejando por sentado que tiene la versatilidad actoral para protagonizar diferentes historias.
En esta ficción, la actriz se pone en la piel de una mujer que, tras el asesinato de su padre, busca venganza. Para lograr su cometido  decide confiar en el poderoso jefe de una red criminal y se infiltra en la policía para encontrar al asesino.
Y acá entra en escena el responsable de otra de las grandes actuaciones de la tira: el actor Park Hee-soon, que interpreta al jefe mafioso que recibe a la protagonista bajo su ala y la entrena para que pueda vengarse. 
El actor, que viene del ámbito del cine, comentó que se inspiró en la saga de El Padrino para componer el personaje, y sin lugar a dudas, su interpretación lo logra con creces. Su gánster es un tipo complejo, letal pero solitario, y con una gran presencia en la pantalla. 
Como resultado, el arco de desarrollo de su personaje se convierte en un elemento vital para la serie, ya que le otorga un sentido narrativo más profundo que la aleja de una simple historia de traición y venganza. 
En materia técnica, esta producción también se luce: montaje, fotografía y banda de sonido se complementan a la perfección con las numerosas escenas de pelea cuerpo a cuerpo.
En este punto, se notó la dedicación de los actores para entrenar y brindarnos secuencias de acción realistas, aspecto fundamental para ser considerado un thriller policial con todas las letras.
Después del éxito de El juego del calamar, el público está más sediento de ficciones coreanas que no dan respiro, y Mi nombre definitivamente llegó para cumplir con esas exigencias y dejar la vara alta para próximas producciones del género.

Advertencia: La serie tiene escenas de extrema violencia.

Lidia Coria
Twitter: @liXoria
Facebook: Cinéfilos a Bordo

Temas
Seguí leyendo

Te Puede Interesar