martes 29 de noviembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Salud

Cómo activar nuestra creatividad

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Redacción El Ancasti

Dicen los expertos que, para conectarnos con nuestra creatividad, hay que tener siempre a mano papel y lápiz porque una nueva idea nos puede bajar en cualquier momento (si no tenemos papel, podemos usar el celular). Porque, con las ideas, es como con los sueños. Uno se levanta y recuerda el sueño que tuvo, pero a la media hora ya se lo olvidó porque la represión vuelve a guardarlo. Es por ello que aconsejan escribirlo rápido.

De igual manera, las ideas creativas hay que anotarlas ni bien nos lleguen y, sobre todo, no juzgarlas. Esto significa no decir: “Esta idea es una tontería”; o: “No puedo hacer esto”; o: “No tengo plata para hacer esto”. ¡No tenemos que matar nuestras ideas! Permitámosles crecer porque una idea creativa puede activar otra idea, y esa idea puede generar otra idea… para llevarnos finalmente a la “idea ganadora”. 

¿Cómo desarrollamos la creatividad en nuestra vida? Mediante dos conceptos importantes:

Activando el humor
A la gente que activa el humor, le surgen más ideas. ¿Por qué? Porque el humor es el máximo punto de relajación. Cuando vos te estás divirtiendo, cuando te estás riendo, cuando la estás pasando bien, estás relajado y todo lo que uno estudió o analizó permite que las ideas creativas aparezcan. 

Rompiendo los paradigmas
Hoy más que nunca debemos animarnos a romper los paradigmas que hemos alimentado durante años. Por ejemplo: el trabajo tiene que ser de tal hora a tal hora. Podemos cuestionar esa idea y decir: ¿qué pasaría si lo hacemos de otra manera? Otro ejemplo: al mediodía, en el interior de nuestro país, en algunos lugares, cierran los negocios. ¿Qué pasaría si lo hacemos de este otro modo? Justamente una idea creativa es el rompimiento de algún paradigma establecido, de algo que siempre se ha hecho así. 

Actualmente y debido a la crisis que atravesamos a nivel mundial, muchos se han dado cuenta de que pueden practicar su profesión o continuar su trabajo a través de Internet. Una de las plataformas más utilizadas es Zoom. Alguien que tiene una escuela de modelos me comentó: “Bernardo, jamás pensé que podría enseñar modelaje on line; sin embargo, descubrí que puedo hacerlo y que es un éxito. ¡Me va muy bien!”.

Un paradigma es como una “vaca sagrada”. “Esto siempre se hizo así y no lo vamos a cambiar”, dicen algunos. Entonces, cuando surge una idea nueva, se resisten al cambio, a lo nuevo, a lo desconocido. Esto sucede porque, aunque digamos que estamos abiertos al cambio, nuestro cerebro se afianza en la zona de confort y no queremos hacer grandes movimientos. Pero, sin ideas creativas, no puede haber avance. 

¿Nacemos o nos hacemos creativos? Nacemos con creatividad, pero nos hacemos creativos. La creatividad es simplemente unir dos ideas que no tiene nada que ver y generar una nueva. Pero para ser creativos, tenemos que estar relajados y ensayar, jugar con las ideas. Avancemos un poco más, soltemos los viejos paradigmas, introduzcamos algo nuevo en nuestra mente cada día y reemplacemos todo aquello que ya no trae resultados. Y recordemos: ¡todos somos creativos!
 

Seguí leyendo

Te Puede Interesar