viernes 20 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Marcha en Plaza 25 de Mayo

Piden justicia por el crimen de Ramona Murúa

Familiares realizaron una marcha por las calles de la Capital. Esperan avances de la Justicia y poder recibir el cuerpo para darle la última despedida.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
24 de marzo de 2022 - 10:20

Con una imagen de la Virgen del Valle, un pequeño y precario parlante con micrófono, carteles y mucho dolor, los familiares de Ramona Murúa marcharon alrededor de la Plaza 25 de Mayo. Al reclamo de Justicia, se sumó el pedido del cuerpo de la mujer catamarqueña que asesinada en Buenos Aires, el pasado 9 de marzo. Sus deudos aún no pueden despedirla y darle cristiana sepultura.

El Ancasti conversó con una joven, sobrina de la mujer asesinada, que también se llama como su tía Ramona Murúa. Con voz quebrada pero firme contó que su familia aún no puede recibir el cuerpo de su tía Ramona. “Tenemos que esperar. Nos dicen (desde Buenos Aires) que habría más personas involucradas y si nos entregan el cuerpo, la causa se cierra”, remarcó, sorprendida con la respuesta obtenida en los tribunales bonaerenses. Pasadas tres semanas del crimen, su familia aún no tiene el resultado de la autopsia; no saben cómo la mataron ni cuál fue la causa de muerte. Sólo saben que Ramona fue asesinada violentamente y que ya no está con ellos.

José Aldo Costilla (48) es, por el momento, el único detenido por este crimen imputado por el delito de "homicidio agravado por violencia de género". Durante la indagatoria, habría optado por mantenerse en silencio.

La familia de Ramona se encuentra atravesada por el dolor pero también por la incertidumbre. A la distancia se le suma la incertidumbre porque no han podido –o no saben cómo- constituirse como querellantes para poder tener acceso al expediente. Solamente, un tío de la familia, que vive en Buenos Aires, es el único nexo que tienen para tener alguna información. Sin embargo, las horas se hacen eternas esperando en los pasillos de los tribunales bonaerenses a la espera de una respuesta o dato, que nadie tendría interés en darle.

“No fue una muerte accidental; fue una muerte violenta”, aseguró su sobrina. A la vez, remarcó que el acusado Costilla era conocido de Ramona. Según contaron, ella y su expareja lo habían recibido en su casa. Allí tuvo un techo, una cama y un plato de comida. La pareja de Ramona había fallecido y entonces comenzaron los problemas. Costilla tendría un consumo problemático de alcohol y drogas. Por ello, Ramona habría puesto una cámara de seguridad en su casa, para saber con prisión lo que estaba sucediendo allí. Los familiares tienen la sospecha de que el acusado advirtió esta situación y por ello habrían discutido. En el contexto de la agresión, la habría matado. Luego, habría destruido la cámara.

Sueños truncos

En Buenos Aires, Ramona trabajaba en el mantenimiento de barcos. Durante muchos años, fue la compañera de trabajo de su pareja, quien era mecánico naval. “Su sueño era jubilarse y volver a Catamarca. Iba a venir en abril, para Pascua. Se lo prometió a su mamá, de 88 años”, comentaron. Mientras finalizaba la marcha, entre llantos y pedido de Justicia, se escuchaba un mensaje de voz que Ramona había enviado a su madre, en octubre pasado, por el Día de la Madre.

El hecho

Según la información, el cuerpo fue encontrado por la actual pareja de Ramona. El miércoles a Miguel le pareció extraño que su novia, Ramona del Carmen Murúa, no haya ido a trabajar. Además de ser su pareja, ambos eran compañeros en una empresa del barrio porteño de Puerto Madero y como ella nunca se ausentaba, el hombre decidió acercarse el miércoles pasado hasta su casa de la localidad de Bosques, en Florencio Varela, tras intentar llamarla inútilmente al celular durante todo el día. En la puerta lo atendió un hombre, que le dijo que no había visto a la mujer desde la noche anterior. Pero Miguel dudó y luego de comprobar con vecinos que su novia sí había estado en la vivienda, regresó, entró como pudo y se encontró con una escena de terror: la mujer estaba muerta envuelta en un cubrecama con señales de haber sido golpeada.

La persona que había abierto la puerta del predio, por su parte, ya no estaba. Entonces, el novio llamó a la Policía Bonaerense. Cuando los efectivos de la Comisaría Nº 5 de Florencio Varela llegaron hasta el lugar, notaron que el cadáver de Ramona tenía a simple vista golpes en el rostro. El caso, un femicidio, quedó a cargo del fiscal Hernán Bustos Rivas.

Según el sumario policial, el novio de la mujer les dijo a los efectivos que cuando llegó a la casa para preguntar por su pareja, la persona que lo había atendido en la entrada dijo ser un sobrino de la víctima, a quien identificó como D.M. A partir de ese momento se convirtió en el principal sospechoso. También les reveló que el presunto pariente estaba acompañado de una mujer, por lo que desde entonces se realizaron varios allanamientos y relevaron las cámaras de seguridad, aunque con resultado negativo. Pero con el correr de las horas, la historia tuvo un giro importante y la investigación apuntó en otro sentido. El sobrino, realmente, no era el sobrino.

En medio de la investigación trascendió un testimonio clave que refería al posible asesino: el de Estela, la vecina de la casa de al lado donde ocurrió el crimen. Según dijo la mujer en C5N, la persona que le habló en la puerta a Miguel la noche del hallazgo del cadáver fue José Aldo Costilla (48), un conocido de Ramona que vivía también en la propiedad. De acuerdo con el relato de la testigo, Murúa permitía que este hombre conviviera con ella porque no tenía a dónde ir. Además, porque es una persona adicta al alcohol y sin trabajo. Para Estela no había dudas de que fue Costilla el que mató a Murúa. La investigación continúa.

Justicia por Ramona Murúa

Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
Accidente en Valle Viejo: una mujer se salvó de milagro

Te Puede Interesar