Se HICIERON durante la semana pasada

Presos realizaban llamados en nombre de la Gobernadora

Se logró determinar de donde salió la llamada. El jueves se allanó el penal y se secuestraron teléfonos.
viernes, 17 de agosto de 2018 · 04:05

El año pasado se realizaron varios llamados en nombre de la gobernadora, Lucía Corpacci, con intenciones de realizar estafas telefónicas. Desde Asesoría de Gobierno se tomó conocimiento y se realizó la denuncia  penal.  Además de llamar en nombre de la Gobernadora, lo hicieron usando el nombre de otros funcionarios, entre ellos de Marcos Denett, actual Secretario de Seguridad. Tras una ardua investigación se determinó que los llamados se realizaron desde el Servicio Penitenciario Provincial. En allanamientos se procedió al secuestro de varios elementos relacionados a la causa.
Según la información a la que accedió este diario la denuncia se realizó el año pasado y la causa fue girada a la Fiscalía de Delitos contra la Administración Pública a cargo de Marcelo de Sago. En el hecho se comisionó a personal de la División Investigaciones y de Inteligencia Criminal y se inició la pesquisa.

Los investigadores contaban con los números telefónicos de las llamadas y en base a eso se trabajó.
Se logró identificar el número de IMEI y desde allí se llegó a la antena en donde impactó la llamada. Al determinar que se trataba desde el Servicio Penitenciario Provincial de Miraflores, en base a otros datos certeros, se ordenó un allanamiento en uno de los pabellones.

El procedimiento se realizó el jueves al mediodía y se procedió al secuestro de celulares, agenda con números telefónicos, varios chips y memorias.

Ahora el fiscal avanzará en el análisis de lo secuestrado lo que será peritado para reunir más elementos de pruebas. Con esos elementos podría avanzar en imputaciones.

Inhibidores

En diciembre del 2015 se instalaron inhibidores de llamadas en el Servicio Penitenciario provincial en base a las constantes denuncias que se realizaba sobre las llamadas que hacían los presos.

En ese año, en las distintas requisas, los guardiacarceles secuestraban los aparatos que en algunos casos eran facilitados por sus familiares.

Según se pudo conocer los inhibidores instalados ya quedaron obsoletos porque solo detectarían llamados de líneas 2g y 3G y ahora los celulares vienen con 4G.

Actualmente los reclusos solo pueden tener acceso a una cabina telefónica que funciona con monedas y que se emplea en horarios establecidos previamente. Estas cabinas están instaladas en cada pabellón.

La vulnerabilidad de la seguridad del penal quedó al descubierto con en el allanamiento realizado el jueves en donde los investigadores encontraron una importante cantidad de celulares y solo en un pabellón allanado.

Imputaron al sujeto por la causa Menecier

Un individuo, de 40 años, fue imputado por el delito de "estafa en grado de tentativa" por el intento de secuestro virtual que sufrió la familia Menecier a finales de Julio.

El individuo fue detenido en un allanamiento realizado el jueves.

La causa se inició tras la denuncia de la familia damnificada, quien proporcionó el número de teléfono desde donde se realizó el llamado. Si bien el ardid no terminó de completarse la familia vivió momentos terribles de desazón al pensar que su hija había sufrido un accidente.

Investigaciones logró identificar al titular de la línea y la fiscal  Myriam López ordenó su detención.
El individuo fue imputado e indagado en la mañana de ayer. La pesquisa continúa.