miércoles 19 de enero de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Desapareción de testigo

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
28 de septiembre de 2006 - 00:00
El presidente Néstor Kirchner aseguró ayer que la desaparición del testigo Jorge Julio López sigue siendo un "signo de interrogación", pero advirtió que "no es un tema menor si se quiere amedrentar la búsqueda de la verdad".

"Hoy los argentinos estamos angustiados por no poder encontrar a López. Dios quiera que lo podamos hacer. Si realmente el hecho es para amedrentar, que sepan que no tenemos derecho a tener miedo por lo que ha pasado en la Argentina", remarcó Kirchner.

El jefe de Estado hizo estas declaraciones durante un acto que encabezó en la Casa Rosada, donde aprovechó la oportunidad para volver a referirse al caso de López, como ya lo había hecho este martes en Posadas (Misiones).

"Hoy los argentinos estamos angustiados por no poder encontrarlo. Dios quiera que lo podamos hacer", dijo Kirchner en el Salón Sur de la Casa Rosada.

Y agregó: "vamos a ir buscando la verdad hasta el fondo. Y les digo a todos los tribunales que toda la estructura del Estado está a disposición para la seguridad de los testigos".

"Dios quiera que sea todo distinto a lo que uno de imagina, pero en estas horas uno imagina cosas. El pasado no está ni derrotado ni vencido. Al contrario, está presente. Estemos atentos", dijo el mandatario.
Temas

Te Puede Interesar