destacados 2018

Walter y Augusto D’Agostini: La transmisión de una pasión

domingo, 30 de diciembre de 2018 · 04:00

Walter D’Agostini, que este año fue tapa de Revista Express en una nota en la que expuso su pensamiento sobre muchos temas y proyectos vinculados con su provincia, evalúa que la temporada deportiva fue exitosa. “Nos planteamos participar en todas las competencias que podamos; Augusto hizo el Sudamericano y volvió a ganarlo, y además progresó en el Campeonato Argentino. Lo mío viene un poco de rebote. Yo ya había estado fuera del circuito y en el acompañamiento de él se fueron dando las cosas y con la motivación del equipo, volvimos. Eso nos motivó a sumarnos a la Senior. El año pasado no tuvimos buenos resultados pero este año largamos con todo para poder obtenerlo. En las últimas fechas quedamos a tiro así que empezamos a hacer todo para poder ganarlo. Y ganamos las últimas tres fechas, lo que nos acomodó para poder obtener el campeonato. Volver a traer un título argentino para Catamarca es muy importante, sobre todo después de muchos años. Eso significa que se puede, con esfuerzo, lograr objetivos trascendentales como éste. Esperemos que Augusto en algún momento pueda hacer lo mismo”.


El experimentado piloto analiza que la carrera deportiva de su hijo “comenzó hace tres años, una vez que se incorporó en el equipo Barattero. Es impresionante la forma en que creció. Hoy está dentro de los cinco mejores pilotos del país, estuvo a punto de ganar algunas carreras, hizo varios podios ganando especiales… eso da la pauta que sigue progresando. Pero le falta, es un chico que todavía no ha logrado la madurez, no porque no quiera sino porque necesita el tiempo de participar, de andar, conocer los caminos, los lugares. Eso no se escribe ni se transmite, hay que vivirlo y en eso está. Esperemos que este año tengamos una continuidad más plena con el navegante, estamos armando un auto nuevo y eso le va a dar un medio mecánico un poco más acorde. El equipo Barattero lo sigue manteniendo como piloto de punta, lo quieren tener, y eso también es muy importante para nosotros porque sin ellos no podríamos hacer la estructura que nos brindan ni lograr lo que se logra. Creo que hasta ahora hizo lo lógico, lo natural y hay que esperar resultados”.


Por su parte, Augusto, el joven campeón multi-premiado a fines de este 2018, coincide en que fue un año muy bueno aunque “arrancamos bastante complicados. En el Sudamericano nos fue bien, de cinco carreras ganamos cuatro y en la otra venía ganando y cometí un error. El (Campeonato) Argentino nos pasó factura de entrada, porque en las dos primeras carreras no sumamos puntos; en Catamarca venía ganando y después quedé muy atrás por una goma, sin embargo quedamos cuartos en la Tabla General. Además ganamos el Sudamericano y fuimos terceros entre quince autos que son muy superiores al mío”.


En cuanto al futuro, adelantó que (en el actual contexto) “cuesta muchísimo por cómo viene la cosa. Estábamos corriendo mi padre y yo pero él dijo que no va a correr más porque todo no se puede, así que voy a competir yo el año que viene. Nos vamos a quedar con un solo auto para ir, por ahora, al Argentino”.


Por último, aceleró a fondo con el agradecimiento: “Mi padre y mi madre me apoyan al 100% en lo que hago pero jamás se meten en mis decisiones, siempre me aconsejan para bien. Que mi papá, que toda la vida fue corredor de autos, no meta presión es increíble… Me quedo corto si digo que es el mejor papá del mundo; es de fierro, me acompaña en todas”.

Texto destacado: “Mi padre es de fierro, me acompaña en todas”. (Augusto D’Agostini)

Epígrafe: Padre e hijo, pilotos de la élite del rally argentino y continental.
 
------

Otras Noticias