LA PROVINCIA LE TRANSFIERE FONDOS PARA SOSTENER FRIGORÍFICO

AICAT, cerca de los $62 millones de asistencia

Es el acumulado desde que se creó la empresa en 2012. Se eluden procesos administrativos.
lunes, 10 de septiembre de 2018 · 04:03

El Ministerio de Producción volvió a transferir recursos financieros a la empresa estatal Agroindustrias Catamarca, esta vez por poco más de un millón de pesos, para cubrir gastos del Frigorífico de Chumbicha, obra emblemática que aún no puede ser rehabilitada. La empresa lleva recibidos casi $62 millones desde que fue creada en 2012, y el dinero se utiliza según instrucciones del propio Ministerio, pero evitando procesos administrativos.

Las últimas dos resoluciones que publicó el Boletín Oficial corresponden al 11 de junio pasado, y cada una autoriza una transferencia de $500.000 a la empresa AICAT Sociedad del Estado "en el marco del convenio celebrado entre este Ministerio y AICAT destinado a la asistencia financiera del Frigorífico de Chumbicha sito en Ruta 38", y además, otra transferencia de $50.000 en concepto de "gastos operativos". En total, $1.100.000 para cubrir las erogaciones de ese matadero, por el que Producción responde desde que la concesión se le retiró a la empresa Tolerance.

Producción, por intermedio de AICAT, subsidia a los trabajadores que fueron despedidos cuando la empresa cesó sus operaciones, pero además debió hacerse cargo de las reparaciones y refacciones que necesitó el predio para poder llamar a un concurso de proyectos productivos. En este sentido, AICAT se puso al frente del proceso, realizó inversiones y trabaja en la puesta en funcionamiento del matadero. De esta manera, se evitan normas administrativas o trámites burocráticos que se deberían cumplir si la misma tarea la realizara el Ministerio de Producción por su cuenta.

Sólo este año, el Frigorífico de Chumbicha consumió más de siete millones de pesos (transferidos a AICAT en distintas resoluciones), y sin embargo desde enero que allí no se faenan animales.
La inauguración de este establecimiento se convirtió en una obra emblemática del Ministerio de Producción, ya que se lo consideró la piedra fundamental del proyecto de "precios cuidados" de los cortes de carne que se denominó "La Vaquita Social", que se ejecutó durante unos pocos meses: el programa se nutriría de animales faenados especialmente en el Frigorífico, y llevaría los cortes a todo el interior.

Sin embargo, la empresa comenzó a tener inconvenientes con los trabajadores y también incumplimientos con las normas del SENASA y la Dirección de Ganadería, y finalmente fue inhabilitado.

La carne, en manos de privados

Cuando la Municipalidad de la Capital anunció el cierre de su Frigorífico, se argumentó que el establecimiento tenía poca actividad de faena, y que con la rehabilitación del Frigorífico de Chumbicha toda la demanda se podría concentrar en ese establecimiento, por lo que no era necesario mantener abierto el matadero capitalino.

Sin embargo, hasta el momento el de Capayán aún no se habilitó y los productores deben recurrir a mataderos privados, que encarecen el precio final de la carne.
 

Otras Noticias