sábado 22 de junio de 2024
Crisis textil

“A nadie le importa un carajo la situación de los trabajadores”

Jorge González, secretario de la Asociación Obrera Textil, habló de la realidad que vive el sector en Catamarca. Fue muy duro con políticos y empresarios, y anticipó que la situación será cada vez más crítica.

Por Redacción El Ancasti

González se refirió a la situación actual que atraviesa el sector textil en el país, pero sobre todo en Catamarca, y fue muy claro en señalar que “la realidad es crítica. No hay consumo a nivel nacional y mucho menos local. La verdad es que no hay plata y nadie compra nada, por lo que las empresas tienen exceso de stock y toman medidas en perjuicio de los trabajadores”. 


Según el secretario de la Asociación Obrera Textil, “la situación no va a mejorar porque no hay políticas para esto. Ojalá uno pudiera decir que se llegó a un piso y que a partir de acá se comenzará a crecer, pero no es así y la situación será cada vez más compleja”. 

Por la caída en las ventas, Alpargatas paraliza la producción
  • El Banco brasileño Itaú compró la fábrica textil Alpargatas

  • Sobre la situación de la empresa Alpargatas , recientemente adquirida por el fondo Itausa, dueño del banco brasilero Itaú, sostuvo que “no creemos que el ingreso de estos nuevos capitales cambien la realidad. Si bien apareció este fondo que podría dar algo de esperanza, la realidad es que la empresa suspendió por dos semanas a sus empleados en Tucumán, lo que indica que el sector está en una severa crisis y el ingreso de esto capitales no van a cambiar esta realidad”. También recordó que "yo fuí operario de Alpargatas y las maquinas son las mismas, no hubo inversiones, no se actualizaron las herramientas y eso es una muerte anunciada para cualquier empresa". 


    Ante esta situación, fue muy duro al sentenciar que “yo peleo porque se les pague lo que corresponde a los trabajadores. Hablé con la gente de la empresa y les dije que cuando tengan el dinero para pagar las indemnizaciones, lo hagan y terminemos con esto. La realidad es que veo muy difícil que la empresa pueda salir adelante, es más, los carteles de venta están hace meses, por lo que todos sabíamos que empresa se vendía y el tema ahora es ver para donde apunta. Yo soy claro y les digo que mi pelea última es que los trabajadores cobren lo que corresponde, lo que marca la ley porque no creo que haya otra solución”. 


    Al ser consultado por la labor política para sobrellevar la crisis y ayudar a los trabajadores, dijo, muy enojado, que “nadie hace nada. Los políticos están preocupados por conseguir una banca en la Legislatura y solo piensan en su campaña, los empresarios solo se interesan por hacer dinero y los gremios no aparecen. La realidad es que a nadie le importa un carajo y los trabajadores siguen sufriendo”.   
     

    Seguí leyendo

    Te Puede Interesar