Expanelista del programa 6, 7, 8

Envían a juicio a periodista Lucas Carrasco por dos casos de abuso sexual

Los dos hechos por los cuales fue imputado por "abuso sexual con acceso carnal", habrían ocurrido en 2013 y 2015.
miércoles, 4 de septiembre de 2019 · 02:08

El periodista y bloguero Lucas Carrasco comenzará a ser juzgado mañana por dos casos de abuso sexual en el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) número 9 porteño.

El polémico expanelista del programa televisivo "6-7-8", de 41 años, está acusado de haber forzado a dos chicas a prácticas sexuales no consentidas durante episodios ocurridos en 2013 y 2015.

En los dos casos, el periodista es acusado de "abuso sexual con acceso carnal" y las denunciantes aseguran que los ultrajes se produjeron en el marco del consumo de drogas y alcohol.

A partir de las 9 de hoy iniciará el debate que presidirán los jueces los jueces Ramón Fernando Ramírez, Ana Dieta de Herrero y Ana Laura Vega.

Una de las situaciones ocurrió el 21 de febrero de 2013 y tuvo como presunta víctima a una estudiante de derecho, que en ese entonces militaba en la agrupación La Cámpora. La joven, llamada Sofía y de 21 años, contó que se encontró con Carrasco en un bar y acordó ir a su departamento para tener relaciones sexuales.

"Empezó todo consentido, relaciones sexuales consentidas, a eso había ido", admitió en una entrevista concedida al sitio Infobae, en el que aseguró que las cita se tornó en otra cosa cuando fue sometida a una relación anal sin su consentimiento.

"Me empecé a mover como pude, a oponer resistencia, y es ahí cuando me agarra de la nuca para que siguiera pegada al colchón.
Yo le gritaba, le pedía que por favor parara, lloraba. Era dolor, ardor, era pensar 'que se termine', 'que pase', 'que pase rápido', pero no pasaba", relató en forma cruda.

Después de cinco minutos y que cesara el ultraje, sostuvo que le preguntó a Carraco "hasta cuándo" pensaba seguir, a lo que contestó: "Hasta que te acostumbres".

Tras el ataque, Sofía contó que a pesar del dolor, intentó mantener la calma para lograr el objetivo de salir viva del departamento de su atacante. Contó que Carrasco le adujo que no encontraba las llaves y la obligó a practicarle sexo oral, mientras escribía en su blog y consumía cocaína.

El otro caso, el de una chica que prefiere mantener en reserva su identidad, ocurrió en 2015 cuando, según la denuncia, Carrasco la obligó a una violenta y dolorosa práctica de sexo oral pese a su oposición.

De acuerdo con Sofía, que es hija de un abogado penalista, en el momento en el que salió del departamento de Carrasco, en un primer momento pensó que lo mejor que le podía pasar era olvidar. Pero le dio un giro a su primera impresión, especialmente por consejo de amigos, y terminó realizando la denuncia en la Unidad Fiscal Especializada de Violencia contra las Mujeres (UFEM).

"Eso también es violación", le dijeron en alusión a que una violación también puede darse en el marco de una relación que empieza en forma consentida.

El periodista, quien años atrás había alcanzado un papel destacado entre los periodistas e intelectuales proclives al kirchnerismo, fue denunciado también por varias mujeres. De ser hallado culpable, Carrasco podría afrontar una pena de entre seis y quince años de prisión. "No tengo ningún problema en responder absolutamente todo ante la Justicia en caso de ser citado, donde sea y cuando sea, para demostrar mi completa inocencia en este asunto", aseguró Carrasco a Clarín en 2017, cuando en Twitter fue señalado por 19 mujeres. 

“Hubo abusos todo el tiempo y dos situaciones de violación explícitas”, explicó la otra joven identificada como Lucía: “La primera fue cuando le dije que había perdido mi virginidad con otro chico y me dijo ‘yo te voy a enseñar’. Le pedí que parara y no paró. La segunda fue durante una pelea. Él apagó la luz, me agarró y me penetró sin consentimiento”. Lucía también dijo -siempre en esa nota al portal clarin.com- que Carrasco la obligó a comprar cocaína para su consumo personal: “Te hacía sentir que no eras nadie. Me hizo sentir que no tenía nada bueno".

Según resume en el medio entrerriano Análisis, en Paraná, Carrasco colaboró en medios independientes, editó una publicación e hizo un programa político de televisión. Después vino a Buenos Aires y se convirtió en un “militante kirchnerista digital”. Además de haber participado en 678, escribía el blog “La República Unida de la Soja” (su último post allí es de diciembre de 2016), fue panelista de Duro de Domar (Canal 9), adonde habría llegado de la mano del productor Diego Gvirtz.

Otras Noticias