declararon por el presunto abuso sexual en la comisaría

Los presos negaron la acusación y abogados piden visualizar las cámaras del calabozo

Tres de los cuatro acusados fueron indagados; el cuarto sujeto aún no fue detenido. Es que había sido liberado antes que la víctima realizara la denuncia. El Jefe de Policía aseguró que las cámaras funcionan.
miércoles, 19 de junio de 2019 · 04:40

Los tres imputados por el abuso sexual a un individuo en el calabozo de la Comisaría Quinta negaron la acusación en su contra y señalaron que fue la víctima quien les pidió dinero a cambio de practicarle un "favor" sexual. En tanto aún se busca al cuarto sujeto imputado en el hecho ya que el individuo había recuperado la libertad cuando la víctima radicó la denuncia.
Los imputados, Soria, representado por Orlando del Señor Barrientos, y Tosini y Vega, por Víctor García, coincidieron en sus declaraciones.

Los abogados señalaron a El Ancasti que los tres "negaron rotundamente la acusación". Los tres explicaron en detalle quiénes estaban en la celda y todos coincidieron en que "fue el denunciante quien les pidió dinero a cambio de practicarles sexo oral", señaló Barrientos.
Asimismo dijo que solicitaron las cámaras de seguridad que hay en la comisaría, tanto en las afueras como en el interior de la celda.

"Los registros fílmicos serán reveladores, ya que mis defendidos explicaron muy bien en qué sector se encontraban ellos y en dónde el denunciante. Por eso hemos solicitado que esas imágenes sean visualizadas de inmediato", puntualizó García.

En ese contexto los abogados señalaron que el fiscal de la causa, Hugo Costilla, solicitará la audiencia de control de detención para los tres imputados. En tanto al cierre de esta edición se buscaba a Olmos, el cuarto sujeto señalado por la víctima y quien también fue imputado por el delito de "abuso sexual con acceso carnal agravado por el número de participantes".
Además de la visualización de las cámaras, los abogados pidieron una pericia psiquiátrica para el denunciante y ofrecieron testimoniales de otros presos que estuvieron en el calabozo.

Según se confirmó, los tres imputados son presos federales y se encontraban alojados en la comisaría por delitos por drogas.
El denunciante, en tanto, de 22 años, había sido detenido por incumplir una medida judicial, tenía restricciones de acercamiento a su abuela por el delito de violencia. En la denuncia realizada en la Unidad Judicial Nº 5 el joven pidió asistencia de la oficina de Asistencia a la Víctima por lo vivido.

Policías
Por otro lado, el jefe de Policía, comisario Orlando Quevedo, se refirió al hecho en un breve diálogo con El Ancasti. En un primer momento habló sobre el funcionamiento de las cámaras de seguridad de la Comisaría Quinta. 
Señaló que éstas "sí funcionan, las cuales ya fueron ofrecidas como prueba". Y puntualizó que sí existe una cámara en el interior del calabozo.

En tanto, teniendo en cuenta que los imputados son presos federales, Quevedo explicó que éstos se encuentran alojados en el lugar por convenio con la Justicia Federal.
 "Nosotros alojamos a los detenidos por narcotráfico hasta que se dicte la prisión preventiva", recalcó.
Finalmente dijo que se dispuso el inicio de las actuaciones correspondientes para establecer responsabilidades en el caso.n

Otras Noticias