LO ADVIRTIERON DESDE LA MATERNIDAD PROVINCIAL 25 DE MAYO

Sin discriminar: abortan mujeres en todas las clases sociales

Se reciben a mujeres de clase baja y media-alta. Muchas llegan en estado de vulnerabilidad psicológica.
lunes, 06 de agosto de 2018 · 04:05

No discrimina clases y hay que tenerlo en cuenta. Estamos recibiendo a mujeres de distintas clases sociales, tanto de la baja como de la media. Abortan mujeres en todas las clases sociales; estamos trabajando con mujeres de clase baja y media”, explicó Alejandra Rossaroli, psicóloga de la Maternidad Provincial 25 de Mayo. Es integrante de un equipo que aplica el Protocolo de Reducción de Riesgo y Daños de Embarazos No Planificados.

Consultada por El Ancasti, comentó que las mujeres que se acercan con una decisión sobre una situación de aborto están en “una situación de vulnerabilidad”. La profesional aclaró que se debe diferenciar “qué se entiende por ‘vulnerabilidad’ para cada una de ellas. De acuerdo con las estadísticas planteadas y con mi experiencia, son entre 60 y 70 mujeres y la mayoría no estuvo obligada sino que decidió hacerlo. El contexto de vulnerabilidad tiene que ver porque en un primer momento no sabían dónde ni cómo ni quién las podía orientar ni cómo iba a ser la situación. La mayor vulnerabilidad es psicológica y tiene que ver con la toma de decisión, a estar solas en algunos casos”, detalló.

En las entrevistas se abordan varios puntos, como explorar los sentimientos de la mujer con respecto al embarazo; si es un embarazo no planeado qué es lo que le provoca. “Si es un embarazo no planeado, por lo general hay sentimientos ambivalentes, incertidumbre, la duda, la culpa, la angustia y el temor son los primeros sentimientos que surgen. También se observan las reacciones de la mujer en el marco de la pareja y la familia. Se trabaja sobre quién sabe lo que le está pasando; a veces es una pareja, una madre o una hermana. Cada una de las situaciones es totalmente particular. Nunca son iguales los casos. En la mayoría de los casos en lo que tuve conocimiento, muy pocas veces la decisión se toma sola”, aclaró.

Además, la profesional indicó que se trabaja mucho en red sobre quién las puede contener; la importancia del vínculo con la madre también es muy importante. Rossaroli advirtió que se observan los mandatos, sobre todo los que hay en la familia. “Muchas mujeres están marcadas por los mandatos maternos. Es toda una cuestión”, contó.

Las mujeres que se acercaron a la Maternidad son docentes, profesionales de la Salud y mujeres de clase media-baja. Algunas son económicamente independientes y otras son sostén económico junto con sus parejas.

“Con este Protocolo de Reducción de Riesgo y Daños de Embarazos No Planificados vimos a mujeres de todas las clases sociales, media baja y media alta. No discrimina (el aborto) clases y hay que tenerlo en cuenta. Estamos recibiendo a mujeres de distintas clases sociales, tanto de la baja como de la media. Abortan mujeres en todas las clases sociales; estamos trabajando con mujeres de clase baja y media”.

En cuanto a la aprobación del Proyecto para la Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE), la profesional estimó que no va a ser fácil desde un primer momento pero a medida que el tema se vaya instalando, se van a modificar conductas y derribar prejuicios. “Hace dos o tres años, en algunos espacios no se podía hablar y se veía al aborto como algo malo. Hoy se va sentando posición para un lado o para el otro. Creo que va a ser un cambio paulatino. Como todo tema nuevo y como cambio –porque todo cambio produce cierta incertidumbre-, muchas veces se producen rechazos e incertidumbre. Es un cambio no solo a nivel profesional sino también a nivel social”, expresó.