Por un docente de música

La sobrina de Benjamin Vicuña contó que fue violada cuando tenía 13 años

jueves, 22 de julio de 2021 · 10:40

La violonchelista Rafaela Vicuña Moraga, sobrina del actor Benjamín Vicuña, denunció públicamente esta semana a un docente de violín por haberla violado cuando tenía 13 años, cuando participó de un campamento para estudiantes de música en Chile.

"Quiero compartir con ustedes y tratar de quitarme el p... peso que he cargado desde que tengo 13 años. Una injusticia la cual me ha costado muchos problemas mentales, traumas, inseguridades y ser diagnosticada con bipolaridad y depresión", expresó Rafaela en su funa, o denuncia.

"Esta funa la hago para prevenir que otras chicas o niñas no tengan que pasar por lo que pasé, que se haga justicia y no se le dé más espacio, tanto laboral como social, a este enfermo pedófilo", señaló en Instagram la joven.

Con esa introducción la sobrina de Benjamín Vicuña se refirió a los hechos ocurridos en enero de 2016, cuando ella tenía 13 años y el violador, 24.

El hombre fue identificado como Elías Sotomayor, participó del Campamento Musical Marqués de Mancera, que se realiza todos los años para estudiantes de todo Chile.

El evento abarca categorías de 8 a 24 años. De acuerdo con el relato de Rafaela, desde el primer día el hombre buscó estar a solas con ella y "era bastante pegote" al punto de colarse en el bus que trasladaba a las chicas al lugar donde dormían (en un edificio distinto al de los varones).

"En muchas de estas ocasiones él intentó besarme sin yo quererlo, y al abrazarme me decía que estaba excitado y que tenía su pene erecto. Siendo una niña nunca le tomé el peso a esto y lo dejé pasar, debí haber hablado con uno de los encargados del campamento. Pero no lo hice", recordó la violonchelista.

La joven intentó establecer una distancia tras esos eventos, pero tras el concierto de clausura del campamento ocurrió el abuso sexual"que marcó toda mi niñez adolescencia y vida", como explicó.

"Elías Sotomayor me invitó a una fiesta para despedir el campamento que habría en el Hogar para estudiantes Leiva Mella (una casona amarilla al lado del conservatorio de la UACh), a la cual accedí y nos fuimos varios para allá después del concierto", reveló la joven.

El Hogar para Estudiantes Leiva Mella depende de la Universidad Austral de Chile (UACh), que a su vez está conectada con el Campamento Musical Marqués de Mancera porque uno de sus docentes fue el fundador del evento en 1994.

Rafaela recuerda que "era de noche" cuando llegó con sus compañeros a la fiesta, y que el ambiente era "bastante turbio" con presencia de drogas y alcohol y que estaba "nublado por el humo de los fumadores".

 

 

"En un momento, poco rato después de llegar a esa casa, Elías me agarró del brazo y me llevó hasta la pieza que era de su amigo, cerró la puerta con llaves y apagó las luces", recordó la adolescente.

"Me dolió mucho, yo era virgen, sangré y lloré hasta quedarme dormida. No pude hacer nada", expresó la joven. "Al otro día me levanté con una sensación del asco, pasé al internado a buscar mis cosas y me fui a la terminal de buses para devolverme a Santiago", agregó.

Rafaela relató que Sotomayor la acosó vía redes sociales hasta que su madre leyó sus conversaciones y pidió una orden de restricción en su contra. "Nunca más supe de Elías y lo que hizo siempre me lo guardé para mí. Nadie supo que él me violó hasta este año", expresó la joven.

Pero romper el silencio hizo que Rafaela encontrara el eco de otras posibles víctimas de Sotomayor. "Elías ha violado, acosado y abusado de muchas otras menores. Supe que fue profesor de violín en la escuela de música Juan Sebastian Bach y lo expulsaron por problemas de la misma índole", reveló.

"Han querido denunciarlo pero no se ha logrado. Han juntado firmas en su contra para echarlo de la Universidad (Austral de Chile), pero él decidió irse por las suyas. Está escondido", aseguró antes de compartir una cuenta de Instagram a nombre del acusado, que todavía sigue activa.

Otras Noticias