miércoles 10 de abril de 2024
La declaración testimonial de Martín Videla

"Garay me pegó un puntazo y me dijo que me iba a matar"

La víctima relató su versión de los hechos desde el Hospital San Juan Bautista. Le dieron el alta.

Martín Videla (33) aseguró que Ramón Garay le dio un puntazo a la altura del abdomen y que éste le manifestó que lo iba a matar. Esto lo dijo Videla en la declaración testimonial que brindó en el Hospital San Juan Bautista (HSJB) ante los investigadores, según la información a la que accedió El Ancasti. El hombre, que había sido apuñalado el viernes 9 de febrero de este año, dio a conocer su versión de los hechos.

De acuerdo con sus palabras, ese viernes fue hasta la casa de su expareja, una mujer de apellido Nieva. La vivienda está ubicada en avenida México, más precisamente en la zona denominada Choya Viejo. Fue hasta el lugar para ver a los hijos en común que tiene con Nieva. Esto se debe a que el jueves 8 y el viernes 9, Nieva lo había llamado para que se lleve a los hijos ese fin de semana. Ante esta situación y el pedido de uno de sus hijos, Videla indicó que compró tres sandwiches y tres gaseosas para dar a sus hijos.

Una vez que arribó al domicilio de Nieva, que es compartido con otros familiares, entregó los alimentos a los destinarios y también conversó con ellos. Luego, sucedió el hecho de sangre. “En un determinado momento y, sorpresivamente, sale del interior de la casa Ramón Garay. Y sin mediar palabras, se abalanza hacia mí y me pega un puntazo a la altura del abdomen, con lo que creo sería un cuchillo o algo con punta. Lo que sí recuerdo que el cabo era de color marrón”, indicó Videla. Tras ser atacado, Videla sintió “un ardor” en el estómago y retrocedió unos pasos. En esta instancia, sintió que le faltaban fuerzas y cayó al suelo.

“Al instante, se empezó a llenar de familiares de Nieva, quienes viven en el mismo terreno. Puedo mencionar que estaba la prima de Nieva llamada Anyelén y una tía de ella. Todos empezaron a gritar y recuerdo claramente que Anyelén le decía a Nieva: ‘Llamá a la ambulancia, llamá a la ambulancia’”. Y Nieva respondía: ‘Dejalo, dejalo que se cague muriendo’”, añadió Videla. El hombre, además, recordó que escuchaba gritos y el llanto de sus hijos. “Recuerdo que Nieva me sacó la billetera y el teléfono de mi pantalón y que Anyelén se lo quitó y lo entregó a la Policía”, siguió.

Por otra parte, mencionó que el domingo 4 de febrero de 2024 fue a dejar a sus hijos a la casa y, en esa oportunidad, Nieva le advirtió que “tenga cuidado porque Garay andaba loco, que ella lo corrió y que él (por Garay) le había dicho que me iba a hacer cagar”.

Videla rememoró que “ese mismo día, minutos más tarde, cuando me iba yendo a mi casa, caminando por la avenida México, antes de llegar al puente que está cercano a la avenida Virgen del Valle, estaba Garay. Empezó a gritarme y a insultarme. Yo me detuve para preguntarle qué le pasaba.

Entonces, se me abalanzó y comenzamos a pelear mano a mano. Ambos nos dimos unos golpes y ahí me dijo textualmente: ‘Yo a vos, chango, te voy a cagar matando. Cuidate de mí porque en cualquier momento te voy a matar. Ya te la tengo jurada. No me calienta volver a la cárcel’”.

La víctima hizo énfasis en que el viernes 9, “Anyelén y su tía le recriminaban a Nieva que ella le había dado la cuchilla por la ventana a Garay. Sinceramente, a esta circunstancia yo no la vi porque estaba entretenido conversando con mis hijos. Y como lo mencioné previamente, solo vi salir a Garay que se abalanzó sobre mí sin decirme nada y me asestó un puntazo sin darme tiempo a reaccionar ni a defenderme”.

Por último, Videla comentó que se enteró por palabras de su madre que Nieva había ayudado a Garay a fugarse del lugar.

Alta

Videla fue dado de alta ayer a la mañana. Así lo dieron a conocer desde su entorno familiar a este medio. También explicaron que atravesó una cirugía compleja.

Hecho

Sucedió el viernes 9, a las 21, aproximadamente. Videla recibió una puñalada en el vientre y, por esa agresión, está sospechado Garay como el autor. Ocurrió en una vivienda del barrio Choya Viejo, en la ciudad Capital. Tras el ataque, Videla debió ser internado en el HSJB. En la pesquisa, que es desarrollada por el fiscal de Instrucción Nº 4, Federico Aldeco, se ejecutaron una serie de allanamientos en búsqueda de Garay y de información que permita esclarecer el suceso. El jueves 15 de febrero, Garay se entregó. Lo hizo en la base del Departamento de Investigaciones Judiciales de la Policía. Ayer, pasó a calidad de detenido y sería indagado este fin de semana.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar