lunes 16 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Editorial

El impacto del acuerdo en las provincias

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
10 de marzo de 2022 - 00:45

El acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, que, pese a ciertas objeciones sobreactuadas por el bloque de la principal oposición, será aprobado seguramente en el Congreso de la Nación, tendrá impactos directos e indirectos en las finanzas provinciales. Las consecuencias indirectas guardan relación con la marcha general de la economía. Si el acuerdo permite cierta estabilidad y no frena el proceso de recuperación económica iniciado hace un año, las provincias serán beneficiadas. Si, por el contrario, hunde nuevamente a la economía en la recesión o el estancamiento, todos los gobiernos sub-nacionales padecerán contratiempos en sus finanzas.

Pero el acuerdo incluye explícitamente algunos puntos que involucra de manera directa a las provincias. Uno de ellos es el revalúo inmobiliario federal, que involucra por cierto a las provincias. Se sabe que las valuaciones fiscales de los inmuebles representan un porcentaje mínimo del valor real. La titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont, calculó que a nivel nacional esas valuaciones solo cubren el 5% del valor en el mercado inmobiliario. No está aun estipulado de cuánto será el revalúo previsto, pero sin duda tendrá como efectos una suba de la recaudación específica y también del Impuesto a los Bienes Personales; es decir, más ingresos para las provincias. El cálculo aproximado que hacen en el Ministerio de Economía de la Nación es que la modificación, que impactaría en alrededor de 600.000 propiedades, permitirían recaudar casi 70.000 millones de pesos más este año.

Otro punto, que en este caso afectaría las cuentas provinciales es el recorte acordado en el envío de Aportes del Tesoro Nacional (ATN), que son fondos discrecionales que el gobierno federal envía a las distintas jurisdicciones y que funcionan siempre –o casi siempre- como una herramienta financiera para premiar o castigar a los gobiernos provinciales según las simpatías políticas. Y los han utilizado todas las gestiones nacionales desde la recuperación de la democracia en 1983. Pero, al margen de la utilización política de los ATN, las limitaciones a sus envíos perjudicarían a los gobernadores.

Además, el acuerdo entre el gobierno y el FMI incluye estrictos controles sobre los endeudamientos provinciales, sobre todo en moneda extranjera. Si bien existen pactos fiscales suscriptos, el control sobre los cumplimientos es habitualmente es muy laxo. En adelante, la supervisión del organismo internacional será, seguramente, factor importante de presión para que los gobernadores no incurran en toma de créditos cuya devolución sea de cumplimiento improbable.

Como se puede apreciar, directa o indirectamente, el acuerdo con el Fondo tendrá impacto en las finanzas provinciales. La clave estará en el manejo responsable de las finanzas por parte de las administraciones provinciales: el destino correcto de los fondos que ingresen por vía impositiva, el uso adecuado de los aportes nacionales y un manejo racional de las cuentas públicas, eludiendo la tentación de endeudamientos que comprometan a las próximas gestiones.

Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
desde 2020 fueron denunciadas ocho empresas por presuntas estafas

Te Puede Interesar