martes 28 de mayo de 2024
Por la educación

Díaz y Guerrero, al cruce de Fama

La expresidenta de la Cámara de Diputados, Cecilia Guerrero, criticó fuertemente al senador nacional Flavio Fama por su proyecto de declarar como servicio esencial a la educación. También la diputada Adriana Díaz cuestionó la iniciativa que impulsa el presidente Javier Milei.

“El mismo senador nacional por Catamarca que votó a favor del mega DNU 70/2023, propicia declarar a la Educación como servicio esencial, con la clara intencionalidad de impedir el ejercicio del derecho de huelga de las y los docentes, en momentos en que el gobierno libertario al que apoya, desfinancia la educación pública, suprime el Fondo de Incentivo Docente (FONID) y restringe recursos al sistema universitario argentino colocándole al borde de no poder funcionar en muy poco tiempo. Alguna explicación debiera dar el senador Fama a los catamarqueños en general, a la docencia de nuestra provincia en particular y a la comunidad universitaria en su conjunto”, escribió Guerrero en sus redes sociales.

En otra publicación, refiere que "también incorpora en el proyecto de Ley la posibilidad de arancelar la educación superior, discusión zanjada hace más de 70 años, cuando Perón decretó la gratuidad de la enseñanza universitaria y suprimió los aranceles en las universidades públicas, democratizando el derecho de acceso a la educación superior, no sólo para los argentinos, sino también para todos los hombres y mujeres de buena voluntad que quieran habitar el suelo patrio. Parece mentira que un exrector de la Universidad Nacional de Catamarca, procure establecer normativas que atrasan, constituyen un evidente retroceso y avasallan derechos adquiridos por el pueblo".

La diputada Adriana Díaz también salió al cruce del proyecto. "El senador Fama dice estar en desacuerdo con el diputado nacional Benegas Lynch (inspirador de Milei), al cuestionar la libertad para que los padres decidan si enviar sus hijos a la escuela o mandarlos a trabajar. Y -supuestamente-, para diferenciarse de aquel, propone un proyecto de ley para declarar a la Educación como servicio esencial. Esta pretensión nada tiene que ver con considerar la educación pública como un derecho social y humano que debe garantizar el Estado, sino que se trata de una propuesta que busca limitar el derecho a huelga, consecuente con un proyecto político y económico al que le estorban los sindicatos, la libertad de expresión y los derechos históricamente reconocidos", afirmó la docente.

"Que explique Fama a la docencia catamarqueña por qué para él es esencial limitar el derecho a protesta y por qué , en todo caso, no es esencial recuperar el FONID", añadió.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar