viernes 17 de mayo de 2024
Quedó firme la elevación a juicio

Córdoba podrá juzgar a Edgar Bacchiani por 50 hechos de estafas reiteradas

Un juzgado de Control de Garantías dejó firme el requerimiento de elevación a juicio realizado por la fiscal Valeria Rissi en agosto de 2023.

Mientras Edgar Adhemar Bacchiani es investigado por múltiples delitos en las provincias de Catamarca -donde funcionaba la casa matriz de Adhermar Capital SRL-, La Rioja y Tucumán, el Juzgado de Control y Faltas N° 7 de la ciudad de Córdoba, a cargo de José Milton Peralta, confirmó el requerimiento de citación a juicio realizada por la fiscal de Delitos Complejos Valeria Rissi, quien lo imputó por 50 hechos de estafas reiteradas.

Con esta resolución, la justicia cordobesa podrá juzgar al autodenominado "dios del comercio", a pesar de que la Corte Suprema de Justicia aún debe resolver el incidente sobre el reclamo de competencia realizado por el Juzgado Federal de Catamarca y la oposición presentada por la Justicia ordinaria de Córdoba.

Según la acusación en aquella provincia -sostenida por Rissi-, el sujeto montó allá una sucursal de su empresa para captar numerosas víctimas que aportaron grandes sumas de dinero con el objetivo de que sean invertidas en criptodivisas.

Supuestamente, Bacchiani firmaba contratos de mandato de inversión por seis meses a cambio de intereses mensuales de entre 13 y 18%. En los casos denunciados, los montos aportados alcanzan en algunos de ellos los 200.000 dólares.

Si bien la defensa de Bacchiani se empeñó en sostener que no hubo estafas sino que se trató de un incumplimiento contractual, el juez Peralta concluyó que existen fuertes indicios para considerar que, desde un inicio, el imputado habría planeado no cumplir con las obligaciones contraídas, de modo que la maniobra se trataba de una estafa y no de un mero incumplimiento contractual.

Además, valoró el hecho de que el imputado haya otorgado pagarés a título personal para asegurar el cumplimiento de sus obligaciones y que al mismo tiempo haya colocado gran cantidad de sus bienes a nombre de testaferros.

Peralta consideró que de acuerdo con los ejercicios contables, la rentabilidad de la SRL en años anteriores había sido mucho menor a lo que Bacchiani prometía a sus clientes en estos casos. Para el tribunal, "evidencia lo falaz que era su propuesta y, por ende, constituye otro fuerte indicio de la existencia de engaño".

El juez entendió que el imputado fue el autor mediato de los hechos y si bien quienes contactaron a los damnificados fueron sus empleados, éstos lo habrían hecho inducidos a error por el imputado ya que, en principio, no habrían tenido conocimiento de la maniobra ilegal.

El magistrado resolvió rechazar la oposición interpuesta por la defensa de Bacchiani y elevó la causa a juicio.

Fuentes judiciales explicaron que una resolución de la Corte, emitida tras un eventual juicio en Córdoba, podría derivar en nulidades. Acreedores locales coincidieron al señalar a este diario que no les queda claro el futuro judicial de las causas que se investigan en Catamarca.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar