viernes 20 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Cara y Cruz

Contrabando en el oeste

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
25 de enero de 2022 - 02:15

El decomiso de una carga ilegal de 65 kilos de fibra de vicuña en inmediaciones de la localidad de Laguna Blanca, en Belén, abre interrogantes sobre los controles que se ejercen sobre la comercialización del insumo.

El precio de la fibra de vicuña oscila entre los 400 y 430 dólares por kilo, de modo que el valor de la carga secuestrada ronda los 26 millones de pesos. Hay una investigación para determinar si se obtuvo respetando los protocolos establecidos para esquila, pero el dato más llamativo es que era transportada en una camioneta oficial de la Municipalidad de Villa Vil, por un delegado de ese municipio.

El intendente de Villa Vil es Ramón Villagra, de Juntos por el Cambio. No se ha informado sobre ningún descargo oficial de la comuna.

El operativo se produjo a las 2 de la mañana, el jueves de la semana pasada.

El delegado municipal de Villa Vil y otras dos personas no tenía la documentación que acreditara la procedencia y el destino de la carga que llevaban en una camioneta Toyota Hilux blanca, dominio AA-003-GS, perteneciente a la Municipalidad de la localidad de Villa Vil, que les fue requerida por los efectivos del Destacamento Policial Laguna Blanca.

En la caja del utilitario había siete bolsos que contenían 173 bolsas con fibra de vicuña. También se incautaron 100 mil pesos en efectivo.

Pocos días antes del procedimiento policial, la Provincia informaba orgullosa que se mantenía al tope de la producción de fibra de vicuña del país, con casi dos toneladas logradas en 2021 en 20 esquilas que incluyeron encierros llevados a cabo por comunidades originarias de la Puna y emprendimientos privados.

De acuerdo a la información provista por la Secretaría de Medio Ambiente dependiente del Ministerio de Agua, Energía y Medio Ambiente, este rendimiento fue un nuevo récord para Catamarca, ya que el máximo obtenido anteriormente fue de 1.329,341 kilos en 2019. La cantidad, subrayó el organismo, reafirma la posición de Catamarca como la principal provincia vicuñera del país, ya que Jujuy en esta misma temporada con cosecha récord logró apenas 784 kilos en 28 chakus.

La población de vicuñas se ha recuperado y Catamarca cuenta con una de las mayores densidades conocidas en Argentina.

La comercialización de su fibra es posible a partir de el uso sostenible y controlado del recurso por parte del estado provincia y las comunidades originarias. En Laguna Blanca se vienen realizando operativos de captura y esquila de vicuñas desde el año 2003.

Estos datos tan auspiciosos fueron empañados horas después por el incidente de Laguna Blanca, que remitió de inmediato al tráfico ilegal de rodocrosita, otro producto catamarqueño de gran potencial.

Cuatro días antes del hallazgo en Belén, personal de Gendarmería Nacional había secuestrado en La Rioja justamente 212 piedras de rodocrosita contrabandeadas en dos paquetes de encomienda.

El caso de la fibra de vicuña es más grave porque involucra a un funcionario público.

No parece que las autoridades estén muy preocupadas por este hecho, que tiene un alcance mucho mayor que el incumplimiento de los protocolos de esquila establecidos.

Sería importante determinar sin espacio a dudas si se trata de un hecho aislado, un error formal o la punta del ovillo de una trama de contrabando con terminales políticas e institucionales.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar