SUSPENDIERON MEDIDAS DE FUERZA

Córdoba expuso números "en rojo" a gremialistas

miércoles, 12 de agosto de 2020 · 02:09

El intendente de Andalgalá, Eduardo Córdoba, recibió en su despacho a los representantes de la Asociación de Trabajadores del Estado y del Sindicato de Obreros y Empleados Municipales, que el lunes habían retomado los reclamos respecto al incremento salarial, mejoras en las condiciones de seguridad y la entrega de indumentaria de trabajo. Córdoba expuso la situación económica crítica de la comuna, remarcó la caída en los recursos coparticipables y recordó a los gremialistas que descontarían los días de paro, por lo que desistieron de continuar con las medidas de fuerza. De la reunión participaron también la secretaria de Hacienda, Rosa Galián, y la fiscal municipal, Soledad Cecenarro.
"La secretaria Galián les explicó con los números en la mano que no tenemos una base cierta en cuanto a la realidad financiera que vive la municipalidad para hacer frente al pedido de aumento salarial que ellos piden", comentó Cecenarro tras el encuentro.
En este sentido, indicó que debido a la merma en la coparticipación la comuna recibe "entre 7 u 8 millones de pesos menos por mes". "Eso pone los números financieros en rojo y es real la imposibilidad económica de hacer frente a este incremento que piden los señores gremialistas. Eso no significa que uno no lo considere; al intendente le parece totalmente justo lo que plantean", reconoció la fiscal.
La funcionaria recordó que la semana pasada se les había explicado esta situación a los sindicalistas y que por ello se analiza en descontar los días no trabajados. "Las medidas de fuerza que puedan adoptar son legítimas, es lo que dice la ley sindical, como es la de convocar a una huelga o a un paro. 
Pero cortar una calle como fue la Pérez de Zurita y Rivadavia, impedir la prestación de los servicios mínimos e indispensables para toda la comunidad de Andalgalá, como es la recolección de residuos o el barrido de calle, esos son delitos penales", advirtió Cecenarro y dijo que la municipalidad se reserva la posibilidad de iniciar acciones legales.
La funcionaria señaló que, para el Ejecutivo, el reclamo "no tiene asidero jurídico porque en las dos reuniones anteriores con los gremios se les explicó la imposibilidad de otorgar un incremento salarial".
"Sí está previsto un aumento a futuro, pero es un futuro que todavía no podemos determinar con certeza. Dependemos de lo que nos informe el Gobierno de la Provincia sobre en cuánto se podrá otorgar una mayor coparticipación a la municipalidad", sostuvo.
En el marco de los planteos salariales que iniciaron la semana pasada, tanto ATE como el SOEMA habían protagonizado cortes de calles que provocaron inconvenientes entre los vecinos. También la semana pasada el SOEMA fue intimado a informar quiénes son sus autoridades, ya que hay un conflicto entre dos personas que se adjudican la titularidad.

Otras Noticias