POR MANIOBRA CON CHEQUES TRUCHOS DE LA SECRETARÍA

Alanís Denett y un ex empleado de Deportes, condenados por fraude

La falsa arquitecta recibió dos años en suspenso y Díaz, dos años y seis meses, por lo que no quedarán detenidos.
viernes, 17 de mayo de 2019 · 04:08

La Cámara Penal Nº3 resolvió condenar a la falsa arquitecta, Karina Alanís Denett, y a un ex empleado de la Secretaría de Deportes, Manuel Fernando Díaz, por fraude a la Administración Pública tras haber estado involucrados en una maniobra con cheques truchos. Díaz, en calidad de autor, recibió una pena de dos años y seis meses en suspenso, mientras que Alanís Denett fue condenada a dos años, también en suspenso. Además, se giraron las actuaciones a la Unidad de Delitos contra la Administración para que se investigue a otros implicados en el proceso de cobro y adulteración de los cheques.
El tribunal unipersonal, constituido por el juez Jorge Palacios, resolvió condenar a los dos implicados y además dispuso para ambos la obligación de fijar residencia y comparecer cada cuatro meses ante el Patronato de Liberados, organismo a cargo de la Dirección de Derechos Humanos. También, abstenerse de consumir estupefacientes, excederse en el consumo de bebidas alcohólicas y cometer otros delitos.

Esta situación deja más complicada a Alanís Denett, quien todavía tiene otras causas pendientes por estafa a vecinos de Valle Chico y por estar involucrada en el circuito de corrupción que se denunció en la Secretaría de la Vivienda.
En sus alegatos, el fiscal Marcelo Sago pidió para ambos la pena de tres años de ejecución condicional, y cambió la imputación de Alanís Denett al grado de partícipe primaria.

Sago relató que durante la instrucción de la causa se pudo comprobar que las dos personas que figuraban como beneficiarias de los cheques, de apellido Cuello y Páez, habían negado haber realizado alguna solicitud de subsidio, además de las firmas que figuraban tanto en los expedientes como en los endosos de los cheques.

El ex empleado de la Secretaría, Díaz, reconoció en una audiencia anterior su participación en la maniobra. Reconoció que fabricó dos expedientes con el objeto de cobrar subsidios, utilizando la identidad de otras personas que alguna vez habían dejado su documentación personal en Deportes y los cambió en una reconocida financiera local.

Alanís Denett, sin embargo, negó su participación.  Está acusada de haber retirado el cheque de la financiera y haberlo entregado a un tercero en un estudio de abogados, cheque que tiempo después se cobró en La Rioja por casi $145 mil en una cuenta bancaria abierta a nombre de otra persona, que durante la instrucción dijo que desconocía esa actividad bancaria y que había perdido su DNI semanas antes.

La defensa de Díaz pidió que se redujera la pena al contemplar que el imputado asumió su responsabilidad en los hechos, mientras que la defensa de Alanís Denett pidió la absolución de la falsa arquitecta, al considerar que en la instrucción de la causa no había pericias caligráficas ni se había determinado que fuera ella quien hubiera adulterado el cheque. Sago aclaró que no se le endilgó a la acusada la adulteración del cheque, sino haber utilizado el instrumento adulterado. 

Por último, se determinó que los fundamentos de la sentencia se conocerán dentro de dos semanas.

Otras Noticias