Declaró y Dio detalles de los encuentros con los Kirchner

Leandro Báez se despegó de su padre

jueves, 25 de abril de 2019 · 04:00

Leandro Báez, uno de los hijos del detenido empresario Lázaro Báez , declaró que se enteró que figuraba como beneficiario en cuentas en el exterior a raíz de la apertura de la causa judicial por lavado de activos a su padre, con quien dijo estar "confrontado".
"Me enteré en 2013, supe que figuraba como beneficiario en la cuenta con la causa judicial", y a través del programa del periodista Jorge Lanata, aseguró Leandro, el menor de los dos hijos varones de Báez, al prestar declaración indagatoria en el juicio que se sigue a todos por lavado de dinero.

Leandro Báez contó que comenzó en las empresas de su padre en 2010 primero en Austral Construcciones y después en Austral Agro, dedicada al campo, el área que le interesaba. “Los detalles financieros de las compras de los campos los decidía Báez y cuando se adquirían era porque le interesaba a Lázaro y él con su contador hacía la operación. Y si él estaba de viaje, como yo era apoderado firmaba escrituras o hacía tramites administrativos. Nunca le pregunté a nadie de dónde salió el dinero”, declaró.

Leandro y sus tres hermanos -Martín, Melina y Luciana- son juzgados junto a su padre y otros acusados como el arrepentido Leonardo Fariña por maniobras de lavado de activos por millones de dólares provenientes de la obra pública en Santa Cruz en el kirchnerismo. "De los fondos en el exterior me enteré en el 2013", sostuvo, y afirmó que hasta ahora no pudo hablar de esta situación con su padre que aún permanece detenido.

"No tuve oportunidad de aclarar el tema con Lázaro, estoy medio confrontado", dijo al Tribunal Oral Federal 4 en la audiencia del juicio por la llamada "ruta del dinero K".

Además, tomó distancia de las decisiones en Austral Construcciones, la empresa insignia de Lázaro.

"Era su empresa, hacía lo que quería", dijo Leandro. Además, confirmó numerosos encuentros de su padre con Néstor Kirchner en Santa Cruz, la quinta de Olivos y en la Casa Rosada. También mencionó a la ex presidenta Cristina Fernández y a Máximo Kirchner.
Ante una pregunta del fiscal sostuvo no saber "en cuántas cuentas aparece ni por cuánto dinero", y que su pasaporte estaba en la oficina de su padre en Río Gallegos.

Esto lo aclaró porque una copia del mismo se adjuntó como documentación a las cuentas off shore, donde era beneficiario junto a sus tres hermanos.

Viajes

En otro tramo de su declaración relató que viajó a China y otros lugares junto a su hermano Martín, quien también permanece detenido por esta causa, para "conocer y abrir un poco la cabeza", según indicó.

Leandro dijo que a esos viajes lo mandaba su padre, que él tenía 21 años y que en uno de ellos viajó con Javier Sánchez Caballero, de la firma Iecsa, porque se negociaba la construcción de dos represas en el sur del país.

El hijo de Báez recordó que cobraba unos 250.000 pesos por su trabajo en las empresas del padre y que viajó a Francia, España y China.

Sobre el arrepentido Leonardo Fariña, sostuvo que "trataba con Lázaro directamente". Fariña pidió también prestar declaración indagatoria en el juicio, algo que se esperaba ocurra en la próxima audiencia.

Por otra parte, la Unidad de Información Financiera le preguntó si conocía a Néstor Kirchner, Cristina Kichner y Máximo Kirchner. “Como ya declaré en el juzgado de Bonadio, los conocí. Fue en un asado en la estancia Cruz Aike que estaban los tres y después en la chacra de Lázaro donde estuvo tres o cuatro veces Néstor Kirchner”, respondió.