desde hace meses los trabajadores se mantienen a la espera

PRODUCAT no cumplió con el pago de una deuda

La empresa había comprometido en conciliación abonar con material los $2.000 que adeuda.
miércoles, 22 de agosto de 2018 · 04:06

El acuerdo al que habían arribado los trabajadores de PRODUCAT SAPEM con la empresa para el pago de una deuda salarial de $4.000 no se cumplió en su totalidad.


Varios empleados cuestionaron que la firma con capitales estatales solo pagó $2.000 en efectivo y en partes, otorgó algunos francos acordados, pero no entregó el material que formaba parte del acuerdo, que ascendía a la suma de $2.000.


El acuerdo había sido alcanzado en la última audiencia conciliatoria realizada a principios de abril, cuando –sin más opciones- los trabajadores decidieron aceptar la propuesta de la empresa, resignando el dinero que formaba parte de su sueldo.


La deuda impaga corresponde a una suma que data de noviembre de 2017. En esa oportunidad los trabajadores también habían tenido que resignar el pago de antigüedad y salario familiar.


Según indicaron, la empresa aduce no contar con un vehículo destinado al reparto, pero la situación ya lleva cuatro meses.


La demora en el pago de los salarios de los trabajadores y varios conceptos había desencadenado en una medida de fuerza en abril, para luego dar paso a la intervención de la Dirección de Inspección Laboral (DIL), que dictó la conciliación obligatoria y convocó a una mesa de diálogo entre las partes.

Fue en ese marco que se arribó al acuerdo que a cuatro meses permanece incumplido, con lo que seguramente el organismo encargado de velar por los trabajadores estaría facultado a intervenir ante el incumplimiento. 

Presiones
Por otra parte, los trabajadores denunciaron nuevamente que la patronal ejerce presión e intenta coartar sus derechos sindicales.


No es la primera vez que exponen esta situación y ya denunciaron que incluso se habían registrado despidos sin causa de trabajadores que habían decidido sumarse al gremio como delegados. Algunos trabajadores que decidieron mantener su identidad en reserva debido al temor a sufrir represalias, señalaron que la patronal no permite que los delegados participen de las reuniones del gremio que los representa, la Unión Obrera Metalúrgica (UOM), e incluso impiden que las reuniones sindicales se realicen en ámbitos de la empresa.

 

 

Otras Noticias