Declaró la mujer víctima de intento de femicidio

Me puso un lazo en el cuello e intentó ahorcarme

La víctima ratificó todos sus dichos ante los jueces de Cámara Penal Nº3. Dijo que gracias a su hijo está viva. Pide Justicia.
jueves, 20 de febrero de 2020 · 01:08

La mujer que fue víctima de un grave hecho de violencia, en la que su expareja la golpeó en intentó matarla, declaró ayer ante los jueces de la Cámara Penal Nº3 en donde se lleva adelante el juicio contra Oscar Dardo "La Chancha" Villarreal. Ante los jueces la mujer ratificó todos sus dichos al momento de la instrucción. Denunció, además, un  nuevo hecho señalando que en medio del hecho el acusado intentó abusar de ella. Asimismo, lanzó graves acusaciones contra abogados del fuero penal señalando que fue víctima de amenazas por partes de éstos, quienes le exigían que cambiara su relató. Hoy habrá alegatos.
La mujer, quien no será identificada, habló por al menos una hora antes los magistrados y respondió preguntas. Al término de su testimonio se ordenó un cuarto intermedio  hasta hoy alrededor de las 10 cuando las partes brindarán sus alegatos.

Relato
A la salida del recinto aún notablemente afectada la mujer pudo hablar con la prensa.
Al referirse al hecho vivido y al imputado, su expareja, dijo que en varias ocasiones le perdonó los golpes,  "pero esa noche (el 25 de noviembre de 2018) no fueron solo golpes, fueron cintazos y ahorcamiento y también intentó violarme", confesó la víctima.

"Temía por mis hijos, más que por mi vida por eso no los abandone en ningún momento porque tengo dos niños que no son de él. Y temía por los hijos que no son de él más que nada", recordó.
Al referirse a esa noche del violento hecho la mujer recordó: "Además de golpearme me puso un lazo en el cuello,  lo colgó en el techo, hizo una ahorca y me colgó porque yo no quería tener vinculo de pareja de él.  Tuve mucho miedo y le agradezco a Dios y a mi hijo, de 14 años, que fue a buscar ayuda", recordó entre lágrimas. 

"Sé que estoy viva de milagro, y le doy gracias a Dios y a mi hijo. Ésa noche saqué fuerza en donde no tenía. Pido Justicia por mí, por mis hijos", reiteró.
Señaló que pese a estar rodeada de gente en el recinto tuvo miedo al ver a su expareja en el lugar. 
"Creo que  él no está arrepentido porque a una mujer a la que se ama, a la madre de sus hijos no se le hace esto", finalizó. 

El hecho
Según la instrucción de la causa  el gravísimo hecho sucedió el 25 de noviembre de 2018, en una pequeña localidad de El Alto.
Villarreal se presentó en la casa de su expareja en donde se encontraban además sus hijos.

El individuo la amenazó primero, después la atacó a cintazos y la tomó del cuello asegurándole que la mataría. Pese al llanto de los niños que se encontraban en el lugar y el pedido de la mujer que se detuviera, el violento sujeto tomó un lazo y comenzó a atarla en un lugar mientras le indicaba que allí la “colgaría”. 

Uno de los niños tomó valor y decidió actuar. Salió de la casa y pidió ayuda a la Policía y uniformados llegaron de inmediato al lugar y actuaron para reducir al sujeto, quien se resistió en todo momento.

“La voy a matar, cuando salga la voy matar”, gritaba el sujeto cuando era detenido. El personal policial también resultó herido en el procedimiento y todos radicaron las denuncias. “Si no llegábamos, todo habría terminado peor, ni nosotros podíamos reducirlo”, habían sido una de las declaraciones de los policías.
Villarroel llegó al banquillo imputado de “desobediencia judicial”, “femicidio en tentativa” y “resistencia a la autoridad”. En su declaración ante los jueces admitió que le dio "un azote" a su ex y señaló que antes del hecho nunca hubo otro altercado igual. n