PERSONAL POLICIAL LA ACERCÓ HASTA ESTE CENTRO DE SALUD

Niñas, no madres: tiene 13 años y dio a luz en la Maternidad Provincial

De acuerdo con las primeras averiguaciones, no hubo abuso sexual, dado que tuvo una relación consensuada con su novio de 15. El trasfondo es la falta de Educación Sexual Integral (ESI).
jueves, 22 de octubre de 2020 · 01:09

El alerta surgió el domingo a las 10. Personal policial, tras haber recibido una llamada telefónica, se presentó en una vivienda de la Capital y constató que una niña de 13 años se encontraba con trabajo de parto. Los policías le dieron los primeros auxilios y llamaron al SAME, para que sea trasladada a la Maternidad Provincial 25 de Mayo.

De inmediato, desde Salud se puso en funcionamiento el Sistema de Protección de Chicos y Chicas (que contempla a varias áreas) y se notificó a los operadores y funcionarios judiciales pertinentes. La Secretaría de Familia del Ministerio de Desarrollo Social y Deportes de la Provincia fue notificada y se dio participación a la Fiscalía de Instrucción de turno, que actúa de oficio.
En principio, no habría un abuso sexual, como en un primer momento se sospechó. Se rastrearon denuncias previas pero no hubo resultados. De acuerdo con las primeras investigaciones, la niña habría tenido una relación sexual consensuada con su novio, un adolescente de 15 años.

Ante esta situación, María Carrizo, secretaria de Familia, advirtió que existen casos de relaciones sexuales consensuadas entre pares. Hay una realidad que muchos adultos se niegan a ver, advirtió. Chicos y chicas tienen relaciones sexuales y “los varones se resisten a cuidarse”.

María recordó que el año pasado, tras los festejos de la “semana del estudiante”, fue noticia la demanda de “pastillas del día después” –un anticonceptivo de emergencia-. Para la funcionaria, se debe prestar atención a la falta de uso de preservativos para prevenir también las infecciones de transmisión sexual (ITS).

Como referente del Sistema de Protección, remarcó que las niñas deben ser niñas, no madres. “No tienen todas las herramientas para asumir sus responsabilidades”, señaló. Al mismo tiempo, advirtió que las voces de niños, niñas y adolescentes son inhabilitadas por los padres. “Se los debe escuchar. El Sistema de Protección escucha  y los padres nos dicen ‘mi hijo no pudo haber dicho eso’. El padre tiene la idea de que el hijo es un objeto y que le pertenece. En realidad, es ‘objeto’ de cuidado, de protección con acompañamiento. Los padres no quieren hablar de educación sexual con los hijos. Esto también mostró la pandemia. Quedó en evidencia la situación de los padres, el no acompañamiento, la falta de confianza, el maltrato infantil y falta de acceso a los derechos sexuales y reproductivos”, señaló.

En relación con las niñas-madres, la secretaria comentó que se buscan estrategias de fortalecimiento familiar: “Hay que acompañar a la niña. Es fundamental el acompañamiento".

La clave

La secretaria de Familia fue clara: “Los padres no quieren hablar de educación sexual con los hijos”. La educación es un tema que sí se habla en las escuelas –que están cerradas por la pandemia- porque en las familias no se habla. “Hay una falta de cultura del cuidado. En la familia no se habla. Está la idea de que los chicos no tienen relaciones sexuales. Hay un alto número de embarazos adolescentes, sin cuidados. No siempre son abusos. Se da la hipersexualidad y provocación entre pares. El trasfondo y solución es la educación sexual”, sostuvo.

Si falla la ESI, no se puede decidir

En 2006 entró en vigencia la Ley Nacional 26.150 de Educación Sexual Integral (ESI) pero, a casi 15 años de la sanción de esta norma, de ESI no se habla. La Educación Sexual Integral es una herramienta que ayuda a prevenir abusos sexuales, infecciones de transmisión sexual (ITS) y prevenir embarazos no deseados. En Catamarca, la adhesión se logró a finales de 2018.
En alguna oportunidad, años atrás, desde el sector de Salud se había reconocido que algunas adolescentes y jóvenes tenían el deseo de ser madres. Nadie duda de que la maternidad debe ser deseada, pero solamente a través de la educación se puede tener mayor y mejor visión del futuro que cada persona puede desear construir para su vida. La maternidad es una opción pero hay otras más y solo con educación se puede acceder.

Hace un mes, UNICEF dio a conocer algunas estadísticas en relación con la prevención del embarazo no intencional en la adolescencia. Bajo el lema “Por un encuentro seguro y placentero”, se desarrolló la campaña 'Puedo decidir', que fue dirigida a chicos y chicas de 13 a 18 años. Según se indicó, el 70% de los embarazos en adolescentes no son intencionales: ocurrieron durante una relación sexual sin protección anticonceptiva o por imposición. Todo embarazo no intencionado es una vulneración de los derechos reproductivos de los y las adolescentes. Si la ESI falla, no se puede decidir.

Otras Noticias