era el hijo de un ex policía condenado en el juicio contra "los monos"

Acribillaron a un hombre en un aparente ataque sicario

En menos de dos semanas de este 2020 se registraron 16 crímenes relacionados con la "guerra narco".
miércoles, 15 de enero de 2020 · 01:01

Un hombre de 32 años, que era hijo de un policía condenado a siete años de prisión en el marco de la causa en la que se enjuició a integrantes y colaboradores de la banda criminal conocida como "Los Monos", fue asesinado a balazos en el barrio rosarino de Tablada en un aparente ataque de sicarios.

El crimen, el número 16 desde que comenzó 2020, en el marco de una ola de violencia a la que autoridades locales relacionan con una "guerra narco" en la ciudad santafesina, tuvo como víctima a Ángel Adrián Abaca.
Un grupo de desconocidos abrió fuego en la noche del pasado lunes contra la casa de Abaca, en Garibaldi al 300, desde un automóvil Renault Clio; el hombre recibió los cinco disparos que determinaron su muerte, según la información difundida por el sitio del diario La Capital.

El acribillado era hijo del ex suboficial Ángel Albano Abaca, alias "Chichito", quien prestaba servicios en la comisaría 15 de Rosario y en abril de 2018 fue condenado a siete años de prisión por asociación ilícita, cohecho y encubrimiento, ya que se constató que brindaba información a "Los Monos".

Espiral de violencia
Además de los asesinatos, que incluyeron la muerte del gerente de un banco cuando el casino de Rosario en el City Center fue atacado a balazos, se suman las balaceras contra un centro penitenciario y otro judicial, lo que puso en alerta a fuerzas de seguridad provinciales y federales. Según el jefe de la Policía de Santa Fe, Víctor Sarnaglia, el Gobierno nacional se comprometió a enviar 3.000 efectivos de fuerzas federales en los próximos días.
Sarnaglia sostuvo que el principal foco está en "la portación de armas de guerra y el narcotráfico, que son delitos federales". El jefe policial deslizó que la banda "Los Monos" está activa y vinculó a las bandas "narco" los últimos hechos violentos.

Además, sostuvo que "Los Monos ya eran violentos en 1995 en la cancha de Newell’s" y se preguntó: "¿Por qué dejarían de serlo ahora? Antes eran violentos por 700 entradas de favor, ahora lo son por millones de pesos por semana en la venta de drogas. Las bandas aumentan el terror para lograr que el Estado vaya a negociar con ellos por una tregua a cambio de mirar para otro lado", concluyó.

En los primeros catorce días del año, en Rosario se registraron dieciséis homicidios, el más impactante se dio el sábado pasado, cuando pistoleros en moto efectuaron varios disparos contra el balcón de fumadores del casino local, hiriendo en la cabeza al gerente de la sucursal Las Parejas del Banco Nación, que se encontraba en el lugar.
La detención de Maximiliano "Cachete" Díaz, bajo sospecha de ser el organizador de la balacera, puso en foco a "Guille" Cantero,

ya que el apresado es uno de sus lugartenientes. En la madrugada de este lunes, en el corazón de barrio Tablada, fue acribillado a balazos el hijo de un policía que había sido condenado en el juicio a Los Monos.

“Basta de connivencia, basta de grises entre legalidad e ilegalidad. No hay tregua”, enfatizó el jefe policial, en relación con el combate a las bandas que actúan en la ciudad, y agregó: “Más allá de estos episodios, como el del casino, hay muchas personas que están enfrentadas a los Cantero en esta puja por este enorme comercio que no dejará de ser violenta. La violencia está en sus genes, en su historia".

En ese sentido, se preguntó: “¿Qué hacemos ante la presión? ¿Negociamos? El terror, ¿no lo estuvieron viviendo los santafesinos y rosarinos en particular en las últimas décadas? ¿O alguien cree que el ciudadano común no tenía sensación de abandono por parte del Estado? El Estado tenía que ponerse los pantalones largos y así lo decidió el gobernador”.

Gobernador
El gobernador Omar Perotti fue abordado por los periodistas sobre el tema que sacude a la ciudad desde que arrancó el año: la inseguridad y la violencia, que dejaron un saldo hasta de 16 asesinatos en los primeros 14 días del año. 
El mandatario confirmó la llegada de efectivos de las fuerzas federales, aunque prefirió no hablar de números exactos. Perotti fue consultado sobre la saga de violencia urbana, en la que vuelven a surgir sectores policiales con vinculaciones con bandas narco criminales como la Banda de los Monos.

“Éste es un momento difícil, duro”, expresó Perotti. “Pero hay una decisión firme tomada. En esa línea vamos a seguir trabajando. Hay que cortar los vínculos con el delito. Hay que tener la firmeza y templanza necesarias para proteger a la gente honesta y trabajadora. Vamos a poner todo el esfuerzo posible para resguardar a cada uno de los santafesinos”, sostuvo.
El gobernador también habló sobre la llegada de los efectivos de las fuerzas federales a Rosario. “Vamos a estar en la misma mesa Nación y provincia, sin ocultar información. Compartiremos información y objetivos", expresó.

Otras Noticias