jueves 29 de septiembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Homicidio del puestero de andalgalá

Hallaron el arma homicida y ropas ensangrentadas

Habría sido ultimado con una masa. En allanamientos encontraron prendas de vestir con restos de sangre que fueron enviadas al laboratorio. Habría pruebas contundentes contra los arrestados.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
9 de mayo de 2019 - 04:10 Por Redacción El Ancasti

A menos de una semana de hallado el cuerpo del puestero Humberto Saracho (68), asesinado a golpes en un paraje distante a 1.5 kilómetros de la ciudad de Andalgalá, ayer continuaron los allanamientos en esa ciudad y, entre otros elementos, se secuestraron el arma homicida y ropa con restos de sangre. Según la información a la que pudo acceder El Ancasti, desde la mañana del martes y hasta el cierre de esta edición, efectivos de la División de Homicidios, bajo las directivas de la fiscal subrogante de la Segunda Circunscripción de Andalgalá, Soledad Rodríguez, llevaron a cabo cinco allanamientos en viviendas.

Entre otros elementos, se secuestraron prendas de vestir con restos de sangre, de la que se extrajeron muestras que fueron enviadas al laboratorio forense. Además se incautó una masa que habría sido utilizada para ultimar a Saracho, que también será sometida a pericias de rigor.

Se conoció que se solicitó la realización de pericias informáticas de elementos que fueron remitidos al Laboratorio Satélite de la Policía de la Provincia. Fuentes vinculadas con la investigación explicaron que uno de los dos sujetos, de 19 y 20 años, cuenta con frondosos antecedentes penales y que ya habría protagonizado un hecho de violencia, vinculado con un intento de homicidio en el que una persona terminó siendo trasladada de urgencia al Hospital San Juan Bautista tras recibir una pedrada en la cabeza. En este contexto, señalaron que los individuos, arrestados en averiguación de antecedentes, continuarán alojados en la dependencia policial y que en las próximas horas, con el resultado de nuevas pericias, la Justicia interviniente los pasaría a detenidos. Otras fuentes indicaron que hay pruebas contundentes en contra de al menos uno de los dos arrestados, y que al menos un testigo habría aportado datos sobre los movimientos que hubo en torno al puesto ubicado el paraje Julumao, distante a 1.5 kilómetros de Andalgalá.

El cuerpo fue hallado el jueves a la noche por un vecino. Rápidamente dio a viso a la Policía, que a su vez dio participación a la Justicia, desde donde convocaron a expertos en criminalística, que continúan trabajando en el lugar. La puerta de acceso a la humilde vivienda estaba cerrada con un candado desde afuera. La autopsia arrojó que Saracho fue ultimado a golpes, con hundimiento de cráneo a la altura del oído derecho, entre 10 y 15 días antes del hallazgo del cuerpo.

La muerte de Saracho produjo consternación en la Perla del Oeste, más que nada porque con el avance de la investigación se hacía más firme la hipótesis de los especialistas en criminología de que el móvil de la muerte fue el robo ya que, entre otros elementos, se pudo constatar que habían sustraído un rifle, un lazo y binoculares.

Saracho era oriundo de Belén y llevaba varios años radicado en Andalgalá, donde se hizo conocido por su labor como cuidador de cabras. La última vez que se lo vio con vida fue en Semana Santa y ante su prolongada ausencia de los lugares que frecuentaba regularmente, un conocido concurrió a su casa para ver si estaba bien de salud y se dio con la tremenda novedad.

Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
un joven murio electrocutado video

Te Puede Interesar