martes 4 de octubre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Se realizaron varios allanamientos

Dos arrestados por el crimen del puestero Saracho en Andalgalá

Se secuestraron varios elementos relacionados con la causa. Se trabajó con los procedimientos en la misma ciudad.

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
8 de mayo de 2019 - 04:00 Por Redacción El Ancasti

Dos individuos fueron arrestados ayer en Andalgalá en relación con el crimen del puestero Humberto Saracho (68) ocurrido la semana pasada. En paralelo se secuestraron varios elementos relacionados con la pesquisa. 
Según la información a la que accedió este diario, los procedimientos, cuatro en total, dieron inicio ayer a la siesta y estuvieron a cargo de personal de la División Homicidios con colaboración de efectivos de la comisaría departamental. Bajo las órdenes de la fiscal de la Segunda Circunscripción Judicial, Soledad Rodríguez, procedieron además al secuestrado de elementos para pericias.

Los procedimientos se llevaron a cabo con datos certeros reunidos por los investigadores en base a testimonios e indicios reunidos a las horas del hallazgo del cuerpo. Todos se realizaron en la misma ciudad de Andalgalá. 

Saracho fue encontrado sin vida en su casa en el pareja Julumao el jueves pasado. Había sido ultimado a golpes con algún elemento contundente y según la autopsia su muerte databa de entre diez y quince días, ya que la última vez que fue visto con vida fue el Jueves Santo. En tanto la misma operación determinó que el sexagenario murió por un traumatismo y hundimiento de cráneo a la altura de la oreja derecha.

La Policía se enteró de lo sucedido tras ser informada por un puestero cercano que fue a visitarlo y como no respondía se asomó a la ventana y pudo observar al hombre tirado inconsciente en una de las habitaciones. La puerta estaba con candado por lo que no pudo ingresar y dio aviso a la Policía. 

Conocido el hecho se convocó a personal de Homicidios al lugar. Tras el análisis de los elementos reunidos en el lugar del hecho se llegó a la hipótesis de que el móvil del crimen sería el robo. Es que según se conoció, de la revisión de su domicilio surgió que le faltaban un lazo, un rifle y unos binoculares.

Tal situación haría suponer que tras ultimarlo a golpes los maleantes se apoderaron de algunas de sus pertenencias, no sin antes dejar todo revuelto y colocar candado en las puertas.
Saracho era cuidador de cabras muy dedicado al trabajo en el campo en general.
El hombre nació en Belén y se había radicado hace unos años en Andalgalá.

Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
Encontraron un cuerpo y buscan un segundo. Horror en Córdoba. 

Te Puede Interesar