comparte el banquillo de los acusados con cuatro personas más

En debate por drogas, imputado reconoció fumar marihuana en el penal de Miraflores

El fiscal del Tribunal Oral Federal pidió copia certificada de su declaración, a fin de que Fiscalía Federal comience la investigación pertinente. Tras un cuarto intermedio, hoy se reanuda la audiencia.
miércoles, 24 de abril de 2019 · 04:04

“Fumo menos que antes”, dijo Gabriel “Locura” Herrera mientras declaraba en el Tribunal Oral Federal (TOF). Está acusado de integrar una narcobanda. Frente a los jueces Enrique Lilljedahl, Juan Carlos Reynaga y Adolfo Raúl Guzmán admitió que tenía una condena de 2006 por robo, que terminó de cumplir en 2012. Por este antecedente, ante la nueva acusación, fue privado de la libertad preventivamente en el Servicio Penitenciario de Miraflores, Capayán. Aseguró que solo pudo cursar la escuela primaria y que tuvo una infancia difícil. Se reconoció como un consumidor de marihuana.

“Locura” Herrera está acusado de integrar una banda dedicada al narcotráfico. En un procedimiento concretado el 31 de marzo de 2017 se había realizado un importante operativo en la zona sur de la Capital. “Locura” estaba a bordo de una moto, mientras ingresaba en la vivienda donde a los minutos se concretó el operativo. Al salir, llevaba consigo una mochila; se subió a la moto y se marchó. A las cuadras, fue interceptado por personal policial; intentó deshacerse de su mochila arrojándola a la calle pero fue puesta a resguardo. Allí tenía un cuchillo con funda de cuero, un teléfono celular, un ladrillo de marihuana que pesaba 986 gramos más tres envoltorios de nailon con marihuana por un peso de 150 gramos. Además, tenía $ 2.739.

En la audiencia de ayer, luego de reconocerse como consumidor de esta sustancia, aseguró que no tenía “nada que ver” con la banda de la que se lo acusaba de integrar. Reconoció que, por su problema de consumo, se había llevado un kilo de marihuana. “Me excedí en la cantidad pero me hice cargo de mi droga”, expresó.
A preguntas del fiscal federal Rafael Vehils Ruiz, también reconoció que al día de hoy continúa fumando marihuana.

“Fumo menos que antes”, aclaró. El representante del Ministerio Público Fiscal insistió en saber si se encuentra privado de la libertad en el Servicio Penitenciario y el acusado dijo que sí. De esta manera, admitió que dentro del penal consume marihuana porque quienes le proveen “son los mismos presos”. 

Ante esta declaración, el fiscal solicitó que se remitiera una copia certificada de su testimonio a la Fiscalía Federal a los fines de que se iniciara una investigación. Consultado por El Ancasti, Vehils Ruiz remarcó que “un interno del Servicio Penitenciario no puede consumir estupefacientes en su estancia”. 

Pese a esta declaración en contexto de debate, el representante del Ministerio Público Fiscal advirtió que “no es el primer interno que dice lo mismo; no es el primer caso”. En este sentido, comentó que más de una vez los internos con problema de adicción a las drogas, que realizaron un tratamiento de desintoxicación, manifestaron que el Servicio Penitenciario no es el mejor lugar para dejar de consumir. “Allí se consume”, remarcó.

Debate
“Locura” Herrera comparte el banquillo de los acusados con Gustavo Alejandro “Chueco” Medina, Facundo Abel Barros Marengo, Raúl Edgardo Barros (tío de Facundo Abel) y Luis Alejandro Páez. Al inicio de la audiencia, Luciano Rojas, abogado defensor de Páez, efectuó un planteo de nulidad al que adhirieron sus colegas Pedro Vélez, defensor de Medina y Barros Marengo, Estanislao Reinoso Gandini y Luis Armando Gandini, defensores de Barros y el defensor oficial Hugo Vizoso, por Herrera. El representante del Ministerio Público Fiscal, Vehils Ruiz, se opuso el planteo y los magistrados del Tribunal no hicieron lugar. Tras la primera ronda de testigos, la audiencia pasó a un cuarto intermedio y se reanuda hoy. n  

Otras Noticias