Comercializaban bebidas alcohólicas

Un funcionario apuñalado y policías heridos en una mega fiesta clandentina

miércoles, 26 de diciembre de 2018 · 04:00

Un funcionario municipal de La Plata fue apuñalado en la madrugada de ayer y dos agentes de la Policía resultaron heridos cuando realizaban un operativo para poner fin a una fiesta clandestina de Navidad, en la misma se estaban comercializando bebidas alcohólicas a menores de edad.


Según informó la Policía bonaerense, unos 800 jóvenes protagonizaron una fiesta en la esquina de las calles 10 y 63 de la capital bonaerense, donde un grupo minoritario vendía bebidas alcohólicas a menores en plena vía pública. 


Vecinos de la zona llamaron al 911 minutos después de la medianoche para denunciar que al pasar por el lugar donde se desarrollaba la fiesta sufrieron robos a manos de sujetos que circulaban en motocicletas.


Agentes de la fuerza de seguridad provincial concurrieron al lugar acompañados por el secretario de Nocturnidad de Control Ciudadano, Emanuel Reyes, para interrumpir la comercialización de las bebidas y desconcentrar a los participantes de la fiesta, tras identificar que la mayoría eran menores de 18 años.


La Policía dijo que los jóvenes se negaron a retirarse del lugar y se inició una discusión que fue subiendo de tono hasta que un grupo empezó a arrojar piedras contras los patrulleros y vehículos de la municipalidad.Se desató entonces una verdadera batalla campal con "lluvia de piedras y botellas", según relataron agentes que participaron del operativo antes de asegurar que por esa situación dispararon al aire sus armas con proyectiles de goma "con carácter disuasivo".


En medio de los enfrentamientos, un joven atacó a Reyes con un cuchillo y le aplicó dos puñaladas que le rozaron un pulmón, por lo que el funcionario tuvo que ser trasladado de urgencia al Hospital San Martín.


Cuando Reyes cayó malherido al piso, dos agentes de la Policía se arrojaron sobre el atacante y lo detuvieron: el sujeto fue identificado como Felipe Garza, de 25 años, a quien se le secuestró un cuchillo con hoja sin dientes de unos 5 centímetros que habría sido utilizada en la reyerta.


A su vez, dos efectivos policiales que participaban del operativo también resultaron heridos por el impacto de las piedras tiradas por los jóvenes que lentamente se fueron desconcentrando y retirando del lugar ante la llegada de más efectivos policiales. 

Heridos de bala
En el Hospital Interzonal General de Agudos (HIGA) y el Hospital Materno Infantil . El personal  estaba asombrado porque hubo "menos pirotecnia, pero más balas”, dijo uno de los médicos de la guardia al portal lacapital.com. 


La noche en la que se celebra la Noche Buena fue “una jornada agitada” para el personal de la guardia del HIGA debido a la notable presencia de heridos por arma de fuego en la ciudad, con un total de ocho personas. Si bien todos los heridos fueron dados de alta, no deja de ser un número que alertó a los médicos por la cantidad de heridos y por la gravedad de las lesiones.


También, hubo un caso de electrocución grave en un hogar durante el festejo y el paciente actualmente se encuentra en terapia intensiva. Después, se fueron computados politraumatizados por accidentes de tránsito y diez personas que ingresaron intoxicadas por consumo de alcohol.