en fincas de capayán

Comenzó la fumigación de los cultivos para combatir las langostas

SENASA, Producción, productores y personal municipal combaten la plaga. Los daños son incalculables en fincas de la zona.
domingo, 15 de septiembre de 2019 · 02:06

Las langostas que ingresaron el pasado jueves por la tarde a localidades de Capayán comenzaron a causar graves daños en varias fincas, arrasando con cultivos y plantaciones de olivos. Las Agronomías de Zonas, personal de la comuna de Huillapima, productores y personal del SENASA iniciaron ayer por la mañana los trabajos de fumigación para exterminar la plaga y evitar que sigan los daños.

El director provincial de Agricultura, Guillermo Rosales, manifestó ayer a primera hora de la mañana que comenzaron a fumigar los campos con la intención de ahuyentar los insectos hacia el sur.

“La manga de langostas salió de Coneta vieja, se desplazó por Colonia del Valle hacia los olivares y está acabando la floración del olivo. Se asientan y van comiendo las flores y con las patas dañan y tiran las hojas. Realmente estamos preocupados y trabajando en forma conjunta atacando esta plaga. Esperamos que los días sigan sin viento para poder propagar la fumigación. Estamos evaluando si pedir la ayuda de un avión a Nación. Comenzamos hablando de una manga chica pero está causando un gran daño; pensábamos que no iba a pasar de Ancasti pero se desplaza hacia el sur. Esta manga va a poner huevos y para el año vamos a tener naciendo las langostas aquí, por lo tanto estamos preocupados y somos parte del Comité de Crisis que se formó y se reúne el lunes en La Rioja”, contó el funcionario.

Destacó que el ataque a las langostas es en forma conjunta con los productores, pues las fincas atacadas son varias y tienen nuevas denuncias de productores de olivos.

“Estamos trabajando con un insecticida fuerte de volteo que intentamos que le llegue al animal para poder vencerlo. Esta manga se va desplazando y no volverá. El temor es que podrían llegar otras mangas desde Santiago del Estero; no descartamos que pronto tengamos más langostas. Tenemos conocimiento de que en la ruta 157 ya se detectó otra manga, donde SENASA está trabajando”, dijo.

Capayán

Los productores de Capayán viven momentos difíciles ante las pérdidas, que aún son incalculables, sobre todo en olivares, donde ingresaron las langostas al mediodía del viernes y luego se dirigieron en dirección a Colonia del Valle, sorprendiendo también a los productores de olivos, citrus, hortícolas, etcétera, donde se estacionaron por más de 2 horas para luego desplazarse hacia una finca abandonada.

Otras Noticias