La justicia volvió a notificar a la gente ayer

Hoy vence el plazo para desalojar Riberas del Valle

Alrededor de 25 familias que viven allí aseguran que resistirán porque no tienen otro lugar para vivir.
jueves, 11 de octubre de 2018 · 04:04

Al igual que el martes cuando sumariantes de la Unidad Judicial Nº2 se presentaron en el asentamiento Riberas del Valle, ubicado en el extremo sur este de la Capital, ayer nuevamente notificaron a los vecinos y les recordaron que el plazo de 48 horas que dispuso la Justicia para que desalojen las tierras vencerá hoy.  Sin embargo, los vecinos señalaron que no dejarán el lugar porque no tienen a dónde ir y expresaron su preocupación porque la mayoría tiene hijos pequeños.

Ayer por la tarde, los sumariantes volvieron al lugar a raíz de la denuncia que realizaron abogados del Programa de Mejoramiento de Barrios (PROMEBA) y en la que actuó la fiscal Miriam López. Según explicaron los empleados judiciales, desde el PROMEBA les pidieron que aceleren con el despeje de las tierras debido a que una empresa particular está haciendo una obra de energía eléctrica y deben instalar el cableado en el sitio donde se encuentran las precarias viviendas de alrededor de 25 familias.
Según explicaron algunas familias a El Ancasti, la ocupación de las tierras se inició hace 3 años aproximadamente y nunca los visitó ningún organismo oficial. Solo recuerdan que una vez que hubo fuertes vientos, personal del PROMEBA les acercó chapas para que repongan los daños en sus casas.

Otra de las posibilidades que se manejaba como solución es que el municipio capitalino les brinde un nuevo lugar donde instalarse hasta tanto terminen las obras del PROMEBA en ese sector, pero los vecinos no fueron recibidos finalmente. Ayer estuvo la diputada Mónica Zalazar, quien se comprometió a contactarse con los funcionarios de la Secretaría de la Vivienda (de donde depende el PROMEBA) para ver la posibilidad de brindarles una solución. Sin embargo admitió que la principal dificultad es que no hay otras tierras para otorgarles a las familias y que tampoco hay viviendas sociales próximas a construirse, por lo que carecen de alternativas.

Por su parte ayer había versiones cruzadas entre los abogados del PROMEBA que aseguraban que tiempo atrás les habían otorgado un permiso a las familias para que vivan allí y ahora pretendían que los presenten para que mantengan su casa, pero los vecinos desmintieron esta versión asegurando que nunca nadie les dio ningún tipo de documentación.

Otras Noticias