Se extendió por hora y media

Corte de energía masivo complicó la siesta de los catamarqueños

Fue provocado por el colapso de líneas del sistema interconectado nacional Transnoa, y afectó a todo el territorio provincial y otras provincias del NOA. Al momento del apagón, en el Valle Central se registraba un sensación térmica de 48.7ºC.
martes, 3 de enero de 2017 · 14:43
Un masivo corte de energía eléctrica se registró durante horas de las siesta en todo el territorio provincial y generó mucho malestar en los catamarqueños que no encontraban la forma de sobrellevar una insoportable temperatura que para ese momento ascendía a unos 43.6ºC, con una sensación térmica de 48.3ºC, al menos en la ciudad Capital. 

El inesperado apagón se produjo pasadas las 14.10 y se extendió por más de una hora y media, mientras operarios del servicio interconectado nacional Transnoa trabajaban para solucionar el problema que también afectó a otras provincias como Salta, La Rioja, Tucumán y Santiago del Estero. 

El exceso de consumo fue el causante, ya que generó el colapso por sobrecarga de dos de las líneas principales de Transnoa que llegan a Catamarca: Huacra - Valle Viejo 132Kv y Recreo - Catamarca 132Kv.  

Aproximadamente a las 15.30, el servicio comenzó a normalizarse de a poco (aún hay lugares sin luz) y con bajones de tensión, hasta que finalmente se estabilizó. 

El presidente de la EC Sapem, Raúl Barot, confirmó lo ocurrido y aclaró que de a poco el servicio fue volviendo a la normalidad. Además aclaró que "todo el problema ocurrió en instalaciones de Transnoa” y que en principio "no habría inconvenientes en lo que respecta a la EC Sapem”. 

También comentó que muchas veces, ante un consumo tan elevado, el cual aún no fue precisado, "la líneas salen de servicio por seguridad y para preservar las instalaciones”. 

Hay que remarcar que el corte se dio en el peor momento, ya que para ese momento, al menos en la capital catamarqueña, se registraba una sensación térmica de 48.7°C (según datos de la estación meteorológica ubicada en el CAPE), que se hizo casi imposible de soportar sin el auxilio de aparatos eléctricos como aires acondicionados y ventiladores.  


Otras Noticias