domingo 16 de enero de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Nahir Galarza

"Ratifico lo que dijo mi abogada, mi papá fue quien mató a Fernando"

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
14 de enero de 2022 - 01:00

Nahir Galarza, de 23 años, condenada a perpetua el 3 de julio de 2018, declaró ayer frente al fiscal Mauricio Guerrero de Gualeguaychú y remarcó: “Yo no maté a Fernando, fue mi papá quien lo mató”.

En el zoom, que hizo desde la Unidad Penal Número 6 de Paraná ayer a las once de la mañana, estuvo acompañada por su abogada Raquel Hermida Leyenda, y por Candela Bessa, que la asiste jurídicamente en Gualeguaychú en la denuncia por abuso. En Buenos Aires ese rol lo ocupa Violeta Muratorio.

Más allá de que la declaración judicial se basó en la denuncia de abuso sexual infantil contra el hermano de su padre -cuyos detalles no se pueden dar para preservar a la víctima- Nahir también se refirió a la nueva versión que dio sobre el asesinato de Pastorizzo y que trascendió después de que su abogada, Raquel Hermida Leyenda, de la Fundación Red de Contención, viajara hace casi una semana a Paraná para contenerla y tomar nota del secreto que Nahir guardó cuatro años: que su padre, el policía Marcelo Galarza, los siguió a ella y a Fernando cuando iban en moto y con una frenada hizo caer a Fernando y a la pistola reglamentaria que era suya.

Hermida Leyenda fue decisiva para que Nahir se sienta confiada y decidida a hablar. “A sacarme un peso de encima que estaba por estallar”, dijo.

Desde que entró en el caso, Hermida Leyenda investigó con su Equipo Interdisciplinario Red de Contención. Y presentó un recurso pormenorizado a la Corte en el que espera se pueda revertir la situación de su defendida.

“Nahir está empoderada. Me lo contó a mí porque confió. Su padre me tiene miedo y no fue capaz de decir la verdad, prefirió su libertad antes que la de su hija. Nahir se sintió sola, desamparada. Le costó mucho emocionalmente acusarlo, pero no está sola”, dijo Hermida Leyenda.

Sobre el abuso, en su momento le contó a su abogada que su tío, hermano de su padre policía, abusaba de ella cuando era niña y que llegó a atarla a un árbol. La Justicia de Gualeguaychú desestimó la denuncia porque el caso fue juzgado y está en instancia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Temas
Seguí leyendo

Te Puede Interesar