viernes 20 de enero de 2023

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Villa Dolores

Más de 10 denuncias por acoso y agresiones

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Una mujer denunció más de diez veces a dos vecinos que desde hace años la hostigan, acosan y amenazan de muerte, en la localidad de Villa Dolores, departamento Valle Viejo.

Patricia Romero concurre habitualmente a la Plaza de El Aborigen, donde vende golosinas y coloca trípodes con pequeños tableros en los que pone dibujos para que los niños puedan pintar con diversos colores a cambio de unos pesos.

En diálogo con El Ancasti, desde su entorno familiar explicaron que los incidentes con los dos vecinos llevan varios años.

Los dos sujetos son adultos, comparten salidas de recreación, las agresiones a la mujer y los daños en las instalaciones de su casa y la vereda del frente del inmueble.

"Esto lleva varios años. La acosan y le dicen cosas que son realmente irreproducibles, asquerosas", comentó Nicolás, uno de sus hijos.

"En una ocasión uno de ellos vino a buscarla porque vio que estaba sola en el ingreso a la casa. Le dijo barbaridades. Ella comenzó a gritar, él se acercó para agredirla y tuve que salir a defenderla. Hicimos una denuncia y después vinieron los hijos de ese hombre y se metieron en la casa. Llamamos a la Policía pero nunca vinieron", agregó.

Explicaron que todas las denuncias fueron radicadas en la Unidad Judicial N°10: "El sumariante tomó los datos y cuando después fuimos a ver qué fiscalía intervenía nos dijo que el fiscal había archivado el caso porque era algo menor".

La última presentación judicial fue realizada en esa misma dependencia entre el viernes y el sábado y siempre según el relato de la familia, no entregaron copia de la denuncia que debería haber sido girada a la fiscalía de instrucción de turno a cargo de Yesica Miranda.

"No sabemos qué más hacer. Tenemos mucho miedo. Uno de ellos casi siempre está ebrio. Nos hacen lo que quieren. Pedimos intervención urgente de la Justicia", finalizaron.

Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
Escribana. Córdoba Gandini.

Te Puede Interesar