jueves 20 de enero de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Le cortaron la pierna y no puede trabajar

Jardinero vive una situación desesperante y espera ayuda del Estado

Desde su adolescencia trabaja de manera informal. Todos los vecinos lo aprecian y hoy vive de la caridad. Espera una pensión urgente

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
6 de enero de 2022 - 01:05

Francisco Leonardo Mena vive una situación desesperante, le acaban de amputar la pierna izquierda desde la rodilla y no tiene, salvo remedios, asistencia alguna del Estado, pese a las gestiones que se han iniciado hasta ahora sin éxito. Vive en una pieza de la caridad de vecinos y algunos amigos porque es muy querido en su barrio, el 38 Viviendas de esta capital, donde nació hace 53 años.

Francisco, desde su adolescencia, trabaja como jardinero y en cualquier tipo de tareas, siempre en la informalidad. Es diabético y de a poco su salud se fue deteriorando. Primero le tuvieron que amputar algunos dedos y en diciembre no hubo más alternativa que amputarle una de las piernas. La otra extremidad inferior también está muy complicada.

Cuando obtuvo el alta de la operación regresó a su pequeña y muy humilde pieza, donde apenas tiene una cama y una mesa. No posee ni siquiera un ventilador. Ya no podrá volver a trabajar y los trámites para lograr una pensión por discapacidad viene muy demorado.

Hasta que ese beneficio salga, necesita todo tipo de ayuda. Principalmente del Estado, que hasta ahora no ha dado respuestas, salvo en el aporte de medicamentos desde el Ministerio de Salud. Pero también, de los corazones solidarios de las personas de bien, necesita desde alimentos hasta una silla de ruedas, pasando por un ventilador, ropa y cualquier otro aporte que será bienvenido, porque las necesidades son muchas.

Francisco vive en el Barrio 38 Viviendas, pegado a la cancha de la Liga Catamarqueña de Fútbol, en una pieza al fondo de la casa 177, Pasaje Peatonal Sin Nombre. Las personas que quieran brindarle una ayuda a un hombre que trabajó toda su vida de sol a sol y ahora parece abandonado a su suerte, puede contactarse también con su hermana Claudia, al celular 3834-039094.

Trabajo informal en el país

En la Argentina hay más de 2.800.000 de personas en el ámbito del trabajo informal y dos tercios de ellos tienen una remuneración por debajo del Salario Mínimo Vital y Móvil, que es de $32.000. Así se desprendió del informe sobre Distribución del Ingreso que difundió días atrás el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC).

Quienes no cuentan con prácticas laborales registradas no tienen descuentos jubilatorios ni beneficios sociales. No solo que no rigen conquistas laborales en este ámbito, sino que se pierden derechos básicos de acceso a vivienda, alimentos y servicios, por ejemplo el caso de este vecino catamarqueño y ni hablar que se observa cada vez más trabajadores en la informalidad como los trabajadores.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar