martes 23 de julio de 2024
Revés judicial para el acusado

Caso Garabedian: Barros está más cerca del juicio oral en su contra

La Cámara de Apelaciones en lo Penal y de Exhortos rechazó la oposición de elevación a juicio de la causa que había sido planteada por la defensa de Roberto Alejandro Barros, exmarido de Sonia Liliana Garabedian y único imputado del proceso.

Con la resolución de Apelaciones, el encausado quedó más cerca del juicio. Este miércoles se conocerán los fundamentos del Tribunal.

Lo dispuesto por la Cámara no es definitivo para Barros, puesto que todavía puede presentar un recurso de casación en la Corte de Justicia para intentar revertir el veredicto.

La fiscal de Instrucción Nº 1, Yésica Miranda, envió a Barros a juicio por el delito de “abandono de persona seguido de muerte agravada por el vínculo”.

Barros fue imputado a fines del 2022 por Miranda y fue llamado a indagatoria. Además, fue apartado de la querella. El Ministerio Público Fiscal (MPF) no ordenó la detención contra el hombre pero sí le impuso una serie de restricciones.

La imputación contra Barros se conoció luego de que una pericia de Gendarmería Nacional Argentina (GNA) fuera contundente al afirmar que Garabedian había sido estrangulada. Este informe pericial se conoció en septiembre de 2022.

El documento fue firmado por el Equipo Tanatológico de Gendarmería Nacional que arrojó similares conclusiones a las del Equipo Argentino de Antropología Forense.

Es decir que Garabedian había muerto a causa de asfixia por estrangulamiento. Tras conocerse las conclusiones de Gendarmería Nacional, Sarquís efectuó ante la fiscal Miranda el pedido de detención e imputación para Barros por “homicidio doblemente agravado por el vínculo y por alevosía”. También pidió que sea apartado como querellante.

El 12 de diciembre de 2010 fue encontrado el cuerpo sin vida de Garabedian. Fue hallado boca abajo debajo de un árbol en un descampado próximo a Nueva Coneta, Capayán, tras haber sido denunciada como desaparecida por su familia.

En aquella ocasión, el informe de autopsia había concluido que Sonia Liliana falleció por inanición y deshidratación.

“Mi padre es inocente; nunca hizo abandono sobre la persona de mi madre”, había expresado Lautaro, el hijo mayor de Liliana. Junto a su hermana explicaron que perdieron a su madre y que se inició un proceso judicial "eterno". Comentaron que pudieron hacer el duelo y que esperan que haya justicia para que su madre pueda descansar en paz y ellos, junto con su padre, puedan vivir con tranquilidad. "Necesitamos que se haga justicia y que se investigue como debe ser, con todos los recursos", dijeron.

Poder

En febrero de este año, el juez de Control de Garantías Nº 1, Héctor Rodolfo Maidana, no hizo lugar a la oposición de elevación a juicio de la causa que intentó la defensa de Barros, rechazó el pedido de sobreseimiento y dispuso que la causa llegue a juicio. En sus fundamentos, Maidana remarcó las situaciones de violencia que sufrió Sonia Liliana y el estado de extrema vulnerabilidad en el que se hallaba. “El imputado Barros de manera sistemática y progresiva ejercía conductas visiblemente violentas sobre su esposa Garabedian desde un lugar de poder, atribuyéndose el rol de superior y líder, vaciando la vivienda de los mobiliarios necesarios para una residencia digna”, indicó el funcionario judicial.n

Seguí leyendo

Te Puede Interesar