sábado 25 de mayo de 2024
Casa de la Cultura

Charlas y talleres en el cierre del Mercado de Libros

La jornada finalizó en el tercer patio con el taller de danza "Vení a bailar”.

La segunda y última jornada del Mercado de Libros, que se llevó a cabo el fin de semana en la Casa de la Cultura por impulso de la Secretaría de Gestión Cultural, contó con amplia participación en los talleres, charlas y espacios donde los libreros compartieron obras de autores catamarqueños y clásicos de todos los géneros literarios.

A las 16 horas abrió la actividad el taller infantil “Leyendas del Norte”, basado en dos leyendas regionales: La hija de Llastay y La viuda; y continuó con el taller de señaladores de confección y reciclado “Hasta aquí llegué hoy”, donde el público disfrutó creando piezas creativas.

En el primer patio de la Casa de la Cultura los visitantes recorrieron los stands de autores catamarqueños y editoriales locales, y la Biblioteca Provincial Dr. Julio Herrera con su habitual espacio de exposición y comercialización de libros de autores de toda la provincia. En el segundo patio, la propuesta fue de libros nuevos y usados de distintas temáticas y libreros locales.

A las 18 comenzó la charla “La muerte, los cementerios y las actas de defunción”, a cargo de Leandro Tua y Carlos Carabajal, quienes presentaron a autores que abordan conceptos sobre la muerte; además destacaron al ciclo “Pasos con historia en el cementerio” como una de las actividades en torno al turismo funerario y mortuorio.

A continuación, la profesora de literatura Graciela Mentasti presentó el proyecto “Los Barrios de Catamarca”, una serie de libros de su autoría en los que revela historias de vecinos de la ciudad. Su primer libro fue “Villa Cubas, un barrio con historias” y continuó con el barrio “La Tablada”.

“Para escribir los libros busqué fuentes orales, hablé con los vecinos, en 2008 escribí La Tablada; hoy en día es difícil hacer un libro de barrios porque la gente tiene miedo por la inseguridad de recibir a gente que no conoce, de contar, hablar, antes era más fácil”, expresó.

Acerca del proceso de escritura dijo que su método es entrevistas abiertas y hace un fichaje con lugares del barrio, por ejemplo, en La Tablada el Club Policial, quiénes hablaron, y con la iglesia todos los que trabajaron para construirla, el padre Zelarayán que fue el primer párroco; además anunció que ahora está trabajando en el barrio La Chacarita.

La jornada finalizó en el tercer patio con el taller de danza "Vení a bailar”, donde el público se deleitó con música folclórica, y pudo apreciar obras de arte visual, puestos de cuadernos y agendas artesanales de una variedad de diseños para todos los gustos.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar