viernes 1 de marzo de 2024

Destituyen a Terán y ahora lo imputan en causa penal

Lo encontraron responsable de “mal desempeño” en la tramitación de causas judiciales iniciadas por particulares por el pago de títulos de la deuda pública. Seis de los nueve miembros votaron por la destitución. Zaffaroni votó por la absolución. Ahora enfrenta una causa penal como imputado.

Felipe Federico Terán, el ex juez federal de Catamarca, fue ayer destituido como juez federal Nº 2 de Tucumán por el Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados de la Nación, en una decisión tomada por mayoría de sus miembros. El ahora ex magistrado fue encontrado por la mayoría del tribunal como responsable de mal desempeño en la tramitación de causas judiciales iniciadas por particulares que reclamaban al Estado nacional el pago de títulos de la deuda pública.

Terán fue acusado porque ordenó pagos de esos títulos incluso después de que el Estado Nacional había declarado el default. Ahora, no sólo perdió su cargo de juez, sino que enfrenta un proceso penal que lleva adelante quien era su subrogante legal, Mario Racedo, que lo citó para tomarle declaración indagatoria para el 30 de octubre próximo como presunto autor de tentativa de fraude contra el Estado nacional.

La destitución de Terán fue considerada un hecho “sin precedentes” por los medios tucumanos que siguieron el caso. Votaron por su destitución seis de los nueve miembros del Jurado de Enjuiciamiento: Pedro Basla, Ernesto Sagués, Ramiro Domingo Puyol, Manuel Justo Baladrón, Aidée Vázquez Villar y Eduardo Alejandro Roca. Por la absolución de Terán se inclinaron José Luis Zavalía, Sergio Gallía y Eugenio Zaffaroni.



Funcional

El jurado dio su veredicto ayer a la tarde en la sala de audiencias de la Corte Suprema de Justicia y consideró que el ahora destituido magistrado había “sido funcional a las maniobras que permitieron el enriquecimiento sin causa” de diversas personas que se presentaron en el juzgado a su cargo.

El mes pasado los consejeros Luis Pereira Duarte y Carlos Kunkel requirieron al Jury la destitución de Terán bajo los cargos de “mal desempeño en sus funciones en el trámite de una causa promovida contra el Estado nacional por una tenedora de títulos”.

El abogado defensor de Terán, Francisco D’Albora (hijo) impugnó la imputación y argumentó que su cliente no podía ser removido de la magistratura por el contenido de sus sentencias que, según afirmó, fueron dictadas conforme a derecho.

El juicio al magistrado tucumano se inició por un caso en el que una docente jubilada que demandó al Estado en 620 mil dólares en títulos que habían sido pesificados en 2002. Sin embargo, el Ministerio de Economía denunció una serie de anomalías en la tramitación de la demanda, que se habría iniciado dos días después de que la mujer depositara los títulos supuestamente adquiridos antes del default.



Causa penal

El 30 de este mes Terán deberá presentarse a declarar como imputado de presunta participación en una tentativa de defraudación contra el fiscal ante juez Mario Racedo, quien asumió cargo en calidad de subrogante desde el 4 de julio pasado, luego de que el acusado fuera suspendido para afrontar el proceso de destitución, el 12 de junio pasado.

Está previsto que Racedo continúe al frente del Juzgado Federal Nº 2 de Tucumán hasta el 12 de diciembre próximo. Entonces, la Cámara Federal de Apelaciones de Tucumán deberá pedir al Consejo de la Magistratura que lo ratifique hasta que, a través de un concurso, se elija al juez que se hará cargo en forma definitiva.

El veredicto fue leído en la sala de audiencia de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, en presencia del propio Terán; de sus abogados, Francisco J. D’Albora (h) y Marcelo Brito, y de quienes impulsaron su destitución en representación del Consejo de la Magistratura, el abogado Luis Pereira Duarte y el diputado nacional Carlos Kunkel.
Seguí leyendo
LO QUE SE LEE AHORA
Casado de los robos electrificó la puerta de su casa

Te Puede Interesar