carta al director

Minería: además de licencia social, honestidad política

martes, 4 de mayo de 2021 · 01:00

Señor Director: 

Una vez Don Vicente expresó: "Péguenle al chancho y sabrán quién es el dueño". A Catamarca la intervinieron Terence Todman y Carlos Menem por la defensa del patrimonio más valioso que tiene la provincia. Después todos conocemos la historia de frustración del pueblo catamarqueño. Se enriquecieron las empresas mineras, funcionarios nacionales y provinciales. Se hicieron estadios, obras faraónicas, empresas constructoras e intendentes enriquecidos. Un Estado provincial agigantado en sus estructuras burocráticas. Las economías regionales productivas del interior provincial fueron vaciadas. Ésta es la experiencia real.

No vimos ni conocemos que ningún legislador nacional, ningún presidente, incluidos los "revolucionarios" de Néstor y Cristina, derogaran las leyes pro empresas mineras del menemismo.
Esto no justifica ninguna acción violenta de nadie. Pero quienes conocemos de qué manera Don Vicente Saadi y Abelardo Ramos defendieron la entrega del Farallón Negro, sabemos lo que significó la Intervención Federal al gobierno democrático de Ramón Saadi. 

Tampoco vimos que nadie se expresara por los 12.000.000 de dólares que, sin ninguna transparencia, negoció YMAD por el alquiler de la estructura de Bajo la Alumbrera a Agua Rica. 

En fin, cuando seamos serios en la conformación de funcionarios de las estructuras del Estado catamarqueño, cuando establezcamos con leyes provinciales y nacionales que aseguren el destino de la explotación minera, la educación, el crecimiento económico productivo de los pueblos, recién allí el ciudadano catamarqueño común, el cotidiano, tomará conciencia y sabrá asumir sus responsabilidades para contribuir a la explotación en un buen clima social de la minería. No es un tema únicamente de licencia social, sino de honestidad política y moral en cumplimiento de su deber de quienes son designados para legalizar y legitimar la explotación minera con el solo fin de hacer de Catamarca una provincia grande y un pueblo feliz. Desde el Frente Cívico y Social hasta el presente, familiares directos de quienes gobernaron y gobiernan la Provincia cubren los cargos de las organizaciones que administra los fondos mineros del pueblo catamarqueño. ¿Es casualidad? ¿O son intereses familiares y amigos de quienes detentan el poder político?
Como dice la canción de León Gieco, todo está guardado en la memoria...

Lic. Nicolás Quiroga

Otras Noticias