EDITORIAL

Peligros en la cuarentena

miércoles, 8 de abril de 2020 · 01:02

De haber sido necesario recurrir al aislamiento obligatorio hace algunos años, cuando las nuevas tecnologías e internet no tenían un grado importante de desarrollo, retener en los domicilios a niños y adolescentes durante casi un mes hubiese sido un desafío casi imposible de cumplir. Hoy, sin embargo, los chicos que tienen conectividad y los dispositivos electrónicos para acceder a redes sociales o aplicaciones de mensajerías son, seguramente, quienes mejor toleran la cuarentena. Desde sus teléfonos celulares o computadoras interactúan de manera permanente con otros usuarios, postergando el contacto interpersonal para cuando la pandemia pase, o al menos modere su impacto. 

La exposición permanente o excesiva a estos dispositivos tiene sus riesgos para la salud física y mental, pero también para la propia seguridad, sobre todo para los más chicos. La cuarentena obligatoria puede resultar propicia para el ejercicio del grooming, es decir, el engaño intencional provocado por una persona adulta a niños o adolescentes con la intención de ejercer alguna forma de violencia sexual.

El período de aislamiento puede favorecer la aparición de perfiles falsos de los perpetradores de este delito recientemente incorporado al Código Penal en la Argentina. Simulan ser chicos de la edad de los que acosan virtualmente, tratando de establecer una relación que se prolonga en el tiempo sin que se revele su verdadera identidad. Según estudios realizados a nivel mundial, la gran mayoría de las víctimas de grooming posee entre 11 y 15 años. También muestran que un tercio de los chicos han vivido situaciones “incómodas” en la web.

En el contexto del aislamiento forzoso, las víctimas potenciales pueden generar vínculos de confianza que provoquen la obtención de material sexual virtual y luego, cuando la cuarentena pase, encuentros personales. 
En función de esta realidad, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación acaba de publicar en su página web una guía didáctica dirigida a niñas, niños, padres, madres y docentes, con el propósito de concientizar y prevenir sobre este delito en el actual contexto del aislamiento social obligatorio. 

No compartir contraseñas con nadie, configurar adecuadamente la privacidad e interactuar solo con personas a las que se conoce personalmente, estando seguros además que la persona que dice ser, lo es efectivamente, son los dos consejos principales para los chicos. Los padres deben mantener una buena comunicación respecto del uso de internet y de las redes sociales, a los efectos de detectar peligros como los mencionados.

La guía para padres también recuerda que el grooming es un delito, por lo cual debe ser denunciado y las conversaciones no deben borrarse ya que son la evidencia del crimen. 
En épocas de cuarentena es preciso estar atentos no solo a los peligros propios de la pandemia, sino también a otros riesgos, relacionados con la seguridad de los chicos, que pueden consumarse cuando el aislamiento finalice.n


 

Otras Noticias