En plena cuarentena

Sorprendieron a un cura con una mujer en un auto: dijo que le brindaba contención

Ambos fueron detenidos por violar la cuarentena obligatoria dispuesta contra el coronavirus.
miércoles, 8 de abril de 2020 · 20:59

Un cura mendocino fue detenido por incumplir la cuarentena luego de ser encontrado dentro de un auto con una mujer, a la vera de una ruta en San Rafael, Mendoza.

El llamativo hecho se produjo la noche del lunes, en las inmediaciones de la ruta 171, en el distrito de Monte Comán, cuando efectivos policiales advirtieron el vehículo estacionado en la banquina, en medio de la oscuridad.

De acuerdo con el relato de los protagonistas del suceso, la mujer tenía "problemas familiares" por lo que el sacerdote, de la parroquia de la localidad de Villa Atuel, amigo de ella desde hacía años, se encontraba prestándole "servicios espirituales" , esto es, contención y asistencia emocional, indicaron.

Sin embargo, los agentes entendieron que no era motivo suficiente para hallarse en la vía pública y procedieron a trasladarlos a la comisaría de la zona, donde finalmente fueron imputados por violar el artículo 205 del Código Penal.

Horas más tarde, tras concluir el proceso legal, fueron puestos en libertad, bajo el riesgo de quedar tras las rejas en caso de reincidencia. Asimismo, el vehículo en el que circulaban quedó retenido por las autoridades.

"Me arrepiento por la imprudencia pero no fue algo malintencionado", expresó el cura a la prensa local, al tiempo que aclaró que conoce a la mujer desde hace décadas y que siempre recibe su visita y la de sus familiares.

Justamente, contó que el padre de la detenida se encuentra con problemas personales por lo que acordaron en verse camino a Monte Comán, y decidieron frenar en la ruta para dialogar mejor, algo que asegura lo realiza con cualquier persona que requiera asistencia espiritual.

Desde el Arzobispado de Mendoza mostraron su preocupación y malestar por lo ocurrido con el religioso en el sur provincial, que depende del obispado de San Rafael. "Ese tema está totalmente aclarado, el sacerdote fue imprudente y está procesado por violación del artículo 205 de la ley de cuarentena. Su servicio ministerial era legítimo, pero lo realizó en un lugar inapropiado, por lo que se disculpó y no hay nada más que decir", indicaron al diario La Nación desde el Obispado.

"No se ha visto necesario tomar medidas. La explicación dada es coherente, aunque haya sido imprudente. El juez le dará la sanción que considere justa y deberá cumplirla", agregaron desde el clero local.

Para los agentes policiales, el sacerdote y la mujer no estaban respetando las indicaciones legales previstas por el aislamiento social y obligatorio por lo que decidieron continuar con el proceso judicial formal, a pesar de la insistencia de ambos acusados.

Por su parte, en Mendoza ya son más de 3.000 los ciudadanos detenidos por incumplir la cuarentena dispuesta por el Gobierno Nacional. De hecho, son más de 100 los que ya se encuentran en el penal por "reiterancia" en este delito o contar con antecedentes judiciales.

Fuente: La Nación.

 

Otras Noticias