viernes 2 de diciembre de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Investigación

Detectan empresas fantasma del "jardinero" de la familia Kirchner

Héctor Barreiro montó un conglomerado de firmas que está bajo sospecha de lavar dinero a través de supuestas exportaciones de frutas y por su vínculo con Los Monos

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Redacción El Ancasti
La justicia federal allanó en Rosario nueve sedes de empresas que estarían vinculadas a Héctor Barreiro -conocido como el ex jardinero de la familia Kirchner- y a su hijo Pablo. Ambos están sospechados de haber creado un conglomerado de sociedades para lavar dinero a través de exportaciones de frutas que no existieron. Las nueve sedes resultaron ser inexistentes.

Durante los allanamientos, la Gendarmería confirmó que en esos domicilios no funcionan las firmas exportadoras Comercializadora de Cuyo, Finca Los Aromos ni Indufrut, según informaron fuentes judiciales. Sólo había casas humildes, en el barrio Las Flores, de Rosario, y en Villa Gobernador Gálvez.

En esos domicilios, sin embargo, los gendarmes se toparon con quienes aparecen como prestanombres en esas firmas. Entre ellos, un albañil que se presentó ante la Justicia y dijo haber sido engañado para que firmara.

Mientras tanto, las ramificaciones de la pesquisa parecen llegar hasta la banda Los Monos y la investigación conocida como "Narcoarroz". Al presentarse en Tribunales, Justo Faustino Domínguez, que figura como uno de los socios de la firma Finca Los Aromos SRL, afirmó que le propusieron conformar "una especie de grupo de trabajo" para albañilería, pintura y plomería. "Me dijeron que los papeles los armaría la contadora Mariana Scacchi y que tenía que ir a Tribunales, donde me dieron una gran cantidad de papeles que firmé sin saber qué eran."

Sin embargo, Domínguez no se presentó solo en el juzgado. Lo hizo asesorado por Paul Krupnik, integrante del equipo de letrados que defiende a la banda narco Los Monos.

Los allanamientos se hicieron por orden del juez federal Nº 3, Carlos Vera Barros, e incluyeron también el estudio contable y la casa de la contadora Mariana Scacchi, donde se encontró documentación sobre la constitución de estas firmas fantasma.

Ahora el magistrado espera que el fiscal federal Mario Gambacorta pida la indagatoria de los once imputados en un expediente que de golpe tomó impulso. Lo que se pretende desentrañar es para qué se crearon estas pantallas y si sus ramificaciones llegan a Los Monos, banda que ya está siendo investigada por lavado de dinero desde octubre pasado.

Fuente: La Nación

Te Puede Interesar