viernes 27 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Foro sobre el amor y la política

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
10 de septiembre de 2006 - 00:00
BUENOS AIRES - El amor como cuestión política fue el lema que permitió juntar ayer a dirigentes de ideologías tan disímiles como Elisa Carrió, Patricia Bullrich y Patricia Walsh, en un foro debate que se desarrolló en el Colegio Nacional Buenos Aires.

El dato saliente fue la autocrítica de Bullrich, ex ministra de la Alianza y ahora identificada como dirigente de centroderecha, quien aceptó que no le disgustó el golpe militar de 1976 y reconoció no haber valorado la democracia y las instituciones en aquel momento.

"Queríamos que venga el golpe porque iba a agudizar las contradicciones. En ese momento yo no valoraba la democracia y las instituciones" y "hoy cuando veo gente que estuvo conmigo en la JP (Juventud Peronista) decir lo mismo que en aquella época me da bronca, porque quiere decir que no hubo una reflexión seria", alegó.

Cuando llegó su turno, Carrió dijo que "todavía hay hombres que se avergüenzan con la palabra amor" pero que "hoy ya nadie podría reírse con este panel" porque "hay muchas cosas que en materia de género han avanzado en la Argentina".

"Felices las mujeres porque podemos establecer en esta Argentina una conversación anulada y reprimida. Nuestro deber histórico para la futura generación es entregarles un país con el pasado resuelto, porque no podemos hacer heredar a nuestros hijos los traumas de nuestra generación, ése es el mejor regalo que le podemos hacer a la Nación", proclamó.

La diputada nacional por el Partido Nuevo de Córdoba, Norma Morandini, conmovió a todos cuando habló de sus hermanos desaparecidos, su mamá como Madre de Plaza de Mayo y su exilio.

"Hemos vivido el tiempo de oscuridad", afirmó y completó: "La dictadura nos dejó el peor de los venenos: la desconfianza, por eso la justicia tiene que condenar y el perdón debe ser entre nosotros".

Carrió retomó la idea del perdón que -dijo- "está más allá de la justicia y no la anula, porque no puede haber reconciliación sin verdad y sin justicia".

Walsh habló de las diferencias con sus compañeras de panel al señalar: "En la política tradicional se trabaja por amor propio y nosotras con nuestras diferencias queremos otra política, las respuestas para los millones de argentinos tienen que pasar por el amor", acotó.
Seguí leyendo

Te Puede Interesar