jueves 26 de mayo de 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE

Hospital Francés

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
13 de octubre de 2006 - 00:00
El juez de instrucción Javier Anzoátegui dispuso convocar a prestar declaración indagatoria, aún sin fecha, a 40 personas por su presunta participación en los violentos incidentes ocurridos el martes pasado en el Hospital Francés, informaron fuentes judiciales.

Entre los supuestos involucrados, sobre quienes pesan cargos por los presuntos delitos de "daño agravado y lesiones", se cuentan el delegado gremial David Garuti y Sergio "la Tuta" Muhamad, quien apareció filmado durante la refriega.

Anzoátegui envió una nota al ministro del Interior, Aníbal Fernández, para que su cartera adopte las medidas preventivas tendientes a impedir nuevos episodios de violencia.

El magistrado dirigió una nota de similares características al ministro de Salud, Ginés González García, para garantizar la atención de los pacientes que son asistidos en el hospital Francés, muchos de los cuales ya fueron derivados a otros establecimientos por decisión de sus propios familiares en previsión de nuevos disturbios.

El director médico del centro asistencial, Walter González, señaló que se había iniciado el "plan de evacuación total" de los pacientes, y ayer se especulaba con un alejamiento para descomprimir la situación.

Un último oficio del juez fue remitido a la comisaría 20 de la Policía Federal, en el que se le ordena que actúe de acuerdo con el Código Procesal, que determina que la fuerza pública debe intervenir para hacer cesar la comisión de un delito que se comete "en flagrancia", aún sin la orden de un magistrado.

El martes último, un grupo de desconocidos irrumpió en el hospital cuando los trabajadores estaban reunidos en asamblea para resolver cómo continuaría el plan de lucha iniciado para lograr el cobro de sus haberes. Los agresores provocaron desmanes, destruyeron parte de las instalaciones y los equipos médicos, golpearon a policías y periodistas, mientras las autoridades del Francés y los empleados negaban cualquier vinculación con ellos.
Seguí leyendo

Te Puede Interesar