viernes 27 de enero de 2023

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
ya son más de 5 mil los muertos

Bolsonaro ahora culpó a los gobernadores por los muertos en Brasil

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a El Ancasti. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Por Redacción El Ancasti

Brasil superó los 5.400 muertos por coronavirus y el presidente Jair Bolsonaro, firme en su cruzada en contra de la cuarentena, se hizo el desentendido y responsabilizó por ello a los gobernadores y alcaldes del país.

"Esa factura tiene que ser enviada a los gobernadores. Pregunten al señor Joao Doria (gobernador de San Pablo), al señor (Bruno) Covas (alcalde de San Pablo) por qué han tomado medidas tan restrictivas y continúa muriendo gente", dijo este miércoles Bolsonaro en la puerta del Palacio de la Alvorada, su residencia oficial en Brasilia.

"Ellos tienen que responder. Ustedes no van a cargar en mis espaldas esa cuenta", añadió.

Preguntado sobre cuál sería su responsabilidad al respecto, el jefe de Estado respondió: "La pregunta es tan idiota que no voy a responderte".

Bolsonaro, que insiste en que los brasileños vuelvan "inmediatamente" al trabajo, también generó polémica la víspera al insinuar que no podía hacer nada frente al aumento de víctimas porque, según él, la Constitución no se lo permite.

"¿Y qué? Lo lamento, pero ¿qué quieren que haga?", indicó y bromeó después con que no es capaz de "hacer milagros" a pesar de que su segundo nombre es Mesías.

Tras las declaraciones de Bolsonaro, el gobernador de Sao Paulo protagonizó un duro pronunciamiento en el que invitó al presidente a "salir de su burbuja" y visitar los hospitales colapsados y las "personas agonizando".

"Pare presidente con esta política de perversidad, pare de dificultar a aquellos que están luchando por salvar vidas, pare de hacer política en medio de un país que llora las muertes", dijo Doria.

Bolsonaro, que tildó a la pandemia de "gripecita", menosprecia el peligro de la crisis sanitaria desde que apareció el primer caso confirmado de nuevo coronavirus en el país, el pasado 26 de febrero y afirma que la economía "no puede parar".

El epicentro de la pandemia en Brasil sigue siendo el estado de Sao Paulo, el más poblado del país con unos 46 millones de habitantes y que hasta este miércoles contabiliza 2.247 muertes y 26.158 casos confirmados.

Por detrás se sitúa el estado de Río de Janeiro, con 794 muertos y 8.860 contagios. También preocupa la situación en el estado de Amazonas, en el norte de país, que reporta 380 muertes y 4.801 casos y cuyos hospitales y cementerios están completamente desbordados.

Según las estimaciones del Gobierno de Sao Paulo, el número de muertos por coronavirus sería diez veces mayor en la región sin las medidas de aislamiento impulsadas en las últimas semanas.

Seguí leyendo

Te Puede Interesar